En directo

    Turquía: mucho más que unos disparos contra la Embajada de EEUU

    Qué pasa
    URL corto
    Por
    0 80
    Síguenos en

    Las metálicas balas madrugadoras en Ankara encarnan un sentimiento que trasciende al propio hecho en sí: el del tiroteo de unos desconocidos contra la Embajada de EEUU en Turquía. Es el síntoma de la enfermedad que padece la relación entre ambos países, y que desde el Palacio Blanco sitúan su origen en el fallido golpe de Estado de 2016.

    Aparentemente la madre del cordero es el arresto domiciliario en Turquía del pastor evangelista Andrew Brunson, acusado de terrorismo por haber colaborado presuntamente en el fallido golpe de Estado contra el presidente Recep Tayyip Erdogan en el verano boreal de 2016, y al que se vincula con el predicador islamista Fethullah Gulen – residente en EEUU –, a quien el mandatario otomano acusa de fraguar el golpe y por el cual Turquía ha pedido su extradición, ignorada por las autoridades norteamericanas.

    Tema relacionado: Trump: EEUU no le pagará nada a Turquía por el pastor Brunson

    Tras avisar a finales de julio, con sendos tuits amenazadores lanzados por el presidente de EEUU, Donald Trump, y su vice, Mike Pence, y que exigían la liberación de Brunson, el Departamento del Tesoro lanzó la bomba a principios de agosto: impuso sanciones contra los ministros turcos Abdulhamit Gul, de Justicia, y Suleyman Soylu, de Interior. Les acusó de "graves violaciones de los derechos humanos" por su implicación en el arresto del pastor. Al mismo tiempo, Trump dobló los aranceles al acero y aluminio turcos, hasta niveles del 20% y el 50% respectivamente.

    Todo esto comenzó a levantar una exasperación y un rechazo por parte de las autoridades en Ankara, y oficializó un claro enfrentamiento entre ambos países. La retórica dejó de ser tal desde el lado norteamericano, que comenzó a recibir respuestas. Y en este contexto, tiene lugar el ataque contra la sede diplomática de EEUU en la capital turca.

    En este sentido, el profesor y analista político argentino Mariano Ciafardini, observa que "no se puede saber exactamente quién llevó a cabo el hecho, porque puede haber desde reacciones espontáneas desde un sector de la gente en Turquía, o [de los] servicios de inteligencia de uno u otro lado [Ankara o Washington], el hecho en sí no se puede establecer quién lo ha cometido, pero sí simboliza el enojo que hay, no solamente en el Gobierno, sino en gran parte de la población de Turquía que apoya al Gobierno de Erdogan", subraya el analista.

    Ciafardini va un paso más allá al indicar que Turquía "no había tenido nunca una actitud antinorteamericana hasta que se produce el intento de golpe [de Estado] contra Erdogan. […] Más allá de quién haya llevado a cabo este atentado en particular, es de esperarse que haya manifestaciones antinorteamericanas en una escalada", señala.

    Más información: Ankara anuncia victoria sobre la especulación contra la lira turca

    En medio de la veloz e incontenible caída de la lira, Erdogan tiró de patriotismo: aseguró que una guerra económica no podrá poner a su pueblo de rodillas y la tildó de una ofensiva contra Turquía. "Atacar nuestra economía es atacar nuestra bandera", afirmó.

    El profesor Ciafardini incide en que Turquía es un punto neurálgico por la capacidad que tiene de resistir, como también es geopolíticamente el 'talón de Aquiles' de quien quiera tener fuerza en Medio Oriente donde ocupa una posición decisiva.

    El analista hace hincapié en que "a Trump y la estrategia que está siguiendo le va a salir mal. Es muy probable que esta sea una de las grandes batallas que vaya a perder EEUU y que desbalanceé definitivamente su posición en la región y del resto del mundo. Porque aquí está en juego toda la problemática en Siria, la relación con Europa, y toda la correlación de fuerzas en Medio Oriente".

    "La explicación de por qué [Trump] se arriesga a ello [a enfrentarse con Turquía] está en la crisis general del sistema, la desesperación que lleva a EEUU a buscar salvar una insalvable crisis profunda. […] Salvo que haya un punto en el que EEUU reflexione y vea que esto le está trayendo más problemas que soluciones y se siente a dialogar, creo que puede ser una batalla clave en la que EEUU va a salir derrotado", sentencia Mariano Ciafardini.

    Además:

    Turquía rechaza levantar el arresto domiciliario al pastor Andrew Brunson
    EEUU se niega a vincular el caso Brunson con otros litigios pendientes con Turquía
    Turquía asegura que EEUU no conseguirá nada con sus sanciones
    Etiquetas:
    sanciones, aranceles, Andrew Brunson, Donald Trump, Recep Tayyip Erdogan, EEUU, Turquía
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook