En directo
    Qué pasa

    Opinión: "Se busca acabar con la propia existencia de Rusia"

    Qué pasa
    URL corto
    Víctor Ternovsky
    678590

    Bruselas no quiere escuchar a Moscú. Es lo que demostró la reunión entre el canciller ruso, Serguéi Lavrov, y la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, durante la cual no se avanzó en ninguno de los temas abordados, entre ellos el de Siria o Ucrania.

    En resumidas cuentas, el mensaje que Mogherini llevó a Moscú podría formularse así: Rusia tiene que renunciar a sus políticas soberanas y asumir las directrices occidentales. 

    Según se desprende de las palabras de Serguéi Lavrov, la postura de la UE no comprende ningún diálogo. De lo que se trata es de intentar imponer al Kremlin una voluntad ajena, algo que no tendrá éxito, tal como dejó claro el diplomático, quien lamentó que Bruselas ni siquiera se plantee la búsqueda de compromisos.

    Y es que las "élites occidentales" no ven en Rusia a un socio, sino a un "enemigo a batir", dijo a Radio Sputnik Adrián Zelaia, presidente de la consultora vasca EKAI Center.

    De acuerdo al analista, ese odio se debe no sólo a que Rusia es un ejemplo de que una nación puede ser independiente, sino también a que el país eslavo se atreve, y con éxito, a "frenar las estrategias de Occidente, por ejemplo, en Oriente Medio".

    La "fortaleza" mostrada por Rusia ante las sanciones occidentales y otros instrumentos de presión, hace que cada vez más personas, entre ellas ciudadanos comunitarios, "están mirando cada vez más hacia" el gigante euroasiático y lo consideren "un modelo alternativo".

    Esta situación pone en peligro a las élites occidentales que buscan solucionar el problema mediante "un enfrentamiento con Rusia" para acabar con la propia existencia del país eslavo, concluyó Adrián Zelaia.

    Etiquetas:
    UE, Serguéi Lavrov, Adrián Zelaia, Federica Mogherini, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik