En directo
    Hoy con nosotros

    Se puede respirar: no habrá una guerra nuclear

    Hoy con nosotros
    URL corto
    Víctor Ternovsky
    10464

    Imposible. Es el pronóstico del analista español Enrique Refoyo sobre la posibilidad de que las tensiones entre Rusia y Occidente desemboquen en una guerra nuclear. Lo que sí habrá es una mayor promoción del miedo a que la misma se estalle para, bajo este pretexto, seguir recortando libertades y condiciones de vida de la ciudadanía, afirmó.

    De acuerdo a Enrique Refoyo, lo que imposibilita un apocalipsis atómico es la conciencia, "por lo menos en los grandes países", de que "se acabará todo" si "la escalada llega hasta lo nuclear".

    Indicó que la histeria que se observa al respecto, es decir, el constante "blablablá" de la dirigencia y la prensa occidentales del "peligro mundial" que proviene de países como Rusia persigue, fundamentalmente, desplazar a "problemas interiores o enemigos interiores".

    Tema relacionado: Cinco lugares en los que podría estallar una nueva guerra mundial en el 2019

    Pero esta estrategia no consigue tapar el fracaso de las políticas internas en Occidente, siendo las masivas protestas de los llamados chalecos amarillos en Francia una de las muestras más evidentes del "absoluto hartazgo" que hay entre los ciudadanos occidentales por sus gobernantes.

    Según Enrique Refoyo, la chispa encendida por los franceses, descontentos por el continuo aumento de los costes de vida y las cada vez más duras restricciones de derechos y libertades, se está extendiendo a otros países comunitarios. Frente a ello, sus autoridades no inventaron nada mejor que acusar a Rusia de estar detrás del malestar popular, provocando estos argumentos el efecto contrario al buscado, es decir, un mayor rechazo social.

    La misma suerte tuvo la intención de forzar un cambio de Gobierno en Rusia. Los ataques al presidente Vladímir Putin a nivel político y mediático solo hicieron disparar su popularidad entre el pueblo ruso, constató el analista, quien en entrevista con Radio Sputnik hizo un balance del año 2018 y compartió sus augurios para 2019.

    Más información: Presidente de Rusia: la amenaza de una guerra nuclear a menudo no se toma en serio

    En este último contexto, predijo un agravamiento de "problemas de tipo laboral y de seguridad, es decir, terrorismo".

    También pronosticó un aumento de la retórica belicista en unas circunstancias en que "todo el mundo tiene armas y todo el mundo quiere usarlas".

    © Sputnik . Víctor Ternovsky
    Enrique Refoyo en los estudios de Radio Sputnik

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    chalecos amarillos, guerra nuclear, Occidente, Francia, Rusia