En directo

    Insólito: pobreza en Brasil bajó durante la pandemia, pero podría subir desde septiembre

    Contante y Sonante
    URL corto
    0 21
    Síguenos en

    El gigante sudamericano compensó la caída de la economía con transferencias monetarias gubernamentales que están por acabarse. Sputnik dialogó con el economista Emilio Chernavsky sobre los principales indicadores económicos y el impacto social de la crisis.

    Brasil es uno de los países más afectados a nivel sanitario por el coronavirus. Durante meses estuvo segundo en el ranking de mayor cantidad de muertos. Hoy cuenta con más de 135.000 muertes por COVID-19.

    La política del presidente, Jair Bolsonaro, de mantener en funcionamiento la producción, el comercio y los servicios, es para muchos la clave que explica el número de víctimas. 

    La mayor economía latinoamericana sufre además su peor crisis en 120 años y de acuerdo a la Comisión Económica Para América Latina y el Caribe (CEPAL), decrecerá más de nueve puntos en 2020.

    A pesar de ello, el deterioro de los indicadores no ha producido en la población el daño que se podía prever. Según datos de la Fundación Getulio Vargas, la pobreza disminuyó durante los meses más críticos, a contramano de lo sucedido en el resto del mundo. Mientras que en julio de 2019 se situó en 8%, en el mismo mes de este año alcanzó a 3,3% de la población.

    "Lo que ocurrió es que aquí se hizo una política de transferencias de dinero directo del Gobierno a la ciudadanía, que llegó a prácticamente a un tercio de la población", explicó a Sputnik Emilio Chernavsky, doctor en Economía y especialista en políticas públicas brasileño.

    Las transferencias fueron otorgadas a 66 millones de personas —un tercio de la población— y alcanzaron a trabajadores informales, desempleados y trabajadores cesados temporalmente. En el caso de las mujeres con niños a cargo, la prestación fue aún más cuantiosa y superó el salario mínimo. La política sorprendió pues el mandatario había sido fuerte crítico de la asistencia social y los subsidios.

    Sin embargo, para Chernavsky "es previsible" que la pobreza aumente en los próximos meses debido a que desde septiembre las prestaciones disminuirán a la mitad hasta eliminarse por completo a fin de año.

    "Con todo esto el desempleo creció. A comienzo de 2021 vamos a llegar a una situación social bastante compleja, con alto desempleo y con las transferencias terminadas", agregó.

    Etiquetas:
    Jair Bolsonaro, desempleo, crisis económica, economía, coronavirus en América Latina, pandemia de coronavirus, pobreza, Brasil
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook