Widgets Magazine
En directo
    Contante y Sonante

    La economía mexicana al borde de la recesión

    Contante y Sonante
    URL corto
    112

    El presidente Andrés Manuel López Obrador proyectó los ingresos que tendrá al término de su primer año de gestión y serán menores a los esperados. Por este motivo recurrirá a un fondo de contingencia previsto en el presupuesto, llamado Fondo de Estabilización de Ingresos Presupuestarios (FEIP). Sobre él hablamos con el periodista Julián Andrade.

    El Gobierno Andrés Manuel López Obrador —conocido como AMLO— lleva ocho meses de gestión en los que no alcanzó los objetivos que esperaba. Los ingresos fiscales disminuyeron y la inversión, que había aumentado en los primeros tres meses de mando, empezó a caer a niveles que no se registraban en los últimos dos años. A esto se suman los datos de la encuesta Citibanamex que prevén que la economía no crecerá más de 0,9%. 

    Adicionalmente, Hacienda revisó a la baja los ingresos derivados del petróleo en otros 39.000 millones de pesos (unos 19.000 millones de dólares). Ante tal escenario las autoridades anunciaron la utilización de 120.000 millones de pesos (6.100 millones de dólares) del FEIP. Reserva prevista en la Ley de Presupuesto para su utilización en casos en que los ingresos esperados sean menores a los del ejercicio fiscal. 

    "La necesidad de utilizar este Fondo responde a una desaceleración de la economía mexicana que en buena parte está relacionada con decisiones económicas que ha tomado el Gobierno y que han generado menor inversión", dijo a Sputnik el analista político y periodista Julián Andrade. 

    A su criterio, la suspensión de la construcción del aeropuerto internacional Texcoco fue una de las más cuestionadas acciones del Gobierno y bajó la confianza en el mandatario. El edificio estaba en construcción desde 2014, bajo la gestión de Enrique Peña Nieto, pero según el nuevo mandatario iba a causar daños ecológicos y urbanos graves, además de compromisos financieros para las nuevas administraciones. 

    "Esto ha generado dudas entre los inversionistas y además significó un desembolso de recursos muy importantes", puesto que los compromisos asumidos con las compañías constructoras han implicado pérdidas para el erario público. 

    "Otra situación que no ha abonado el dinamismo de la economía es que el Gobierno no ha ejercido el gasto público a plenitud”, señaló Andrade. “Hay muchas secciones destinadas al gasto que no han sido utilizadas de la forma que hubiera sido necesaria, y por eso la propia secretaría de Hacienda está planteando un gasto mayor para cerrar el segundo semestre del año", apuntó. 

    Gasto que podría reactivar la economía, tal y como pretende el uso del FIEP. En la actualidad "no hay una crisis, pero la economía se desaceleró, entonces justamente lo que quiere el Gobierno es volver a acelerarla para tratar de llegar a crecimientos económicos arriba de un punto porcentual", concluyó Andrade. 

    Etiquetas:
    petróleo, caída, inversiones, ingresos, presupuesto, México, Andrés Manuel López Obrador
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik