En directo
    Al contado

    FED: ¿intenta que el mundo financie las aventuras de EEUU?

    Al contado
    URL corto
    Javier Benítez
    180

    La FED subió los tipos de interés un cuarto de punto hasta un rango objetivo del 1,25 y el 1,5%. Es el quinto aumento desde que comenzó la normalización monetaria en diciembre de 2015, y el tercero en este 2017. Esta es la forma que tiene de decir 'adiós' a su cargo la presidenta de la institución, Janet Yellen.

    Se han dejado traslucir las bondades de esta decisión de normalización del Comité Federal de Mercado Abierto de la Reserva Federal (FOMC por sus siglas en inglés), que lleva ya dos años. Diciembre es 'el mes' para la casi saliente presidenta de la Reserva Federal de EEUU, Janet Yellen: de las cinco subidas desde 2015, esta es la tercera que se hace en el último mes del año.

    Situándonos ya estrictamente en esta suba, el Dr. Armando Fernández Steinko, profesor de la Universidad Complutense de Madrid, si bien a su entender "estas decisiones suelen ser independientes de los Gobiernos. Lo que pasa es que en este caso ha coincidido en el tiempo la sustitución de la presidenta de la Reserva Federal (Janet Yellen) por uno nuevo (Jerome Powell), y ha coincidido con el año de asunción de Trump. (…) Pero hay indicios de que apuntan a que esta subida no es puramente técnica".

    En este sentido, el analista sostiene que esta alza de tipos puede generar "una demanda de dólares".

    Dicho de otra forma, "una subida de la cotización del dólar que es lo que al final pretende Donald Trump. Podemos estar asistiendo a una estrategia geopolítica para reforzar el dólar a pesar de que la economía norteamericana no está a la altura de ese reforzamiento", explica el experto.

    Así, Fernández Steinko incide en que si bien la economía de EEUU se está recuperando, no se puede decir que está saliendo de la crisis.

    "Pero Donald Trump con su política unilateral podría estar intentando utilizar el dólar, como ya lo hizo Ronald Reagan en los años '80 para generar una afluencia de dólares hacia EEUU que compensaría el enorme déficit", observa.

    En su puesta al día de las previsiones macroeconómicas, la Fed señaló que la tasa de desempleo cerrará este año en el 4,1% y descenderá al 3,9% el año entrante, mientras que la inflación este año será del 1,7% y trepará al 1,9% anual en 2018.

    Además: Reserva Federal de EEUU aumenta tasa de interés en 25 puntos hasta la franja de 1,25-1,50%

    Respaldar las "fuertes condiciones" del mercado laboral es la postura actual de la política monetaria, según el FOMC. Algo que contrasta con el lenguaje de la reunión anterior que indicó "un mayor fortalecimiento".

    En esta línea dialéctica, el comité también sentenció que el mercado laboral "permanecerá fuerte", a diferencia de la expresión utilizada en el cónclave que finalizó el pasado 1 de noviembre, cuando se indicó que las condiciones "se fortalecería un poco más".

    Un enunciado con el que Fernández Steinko no termina de estar del todo de acuerdo. "El problema es que al final es un crecimiento muy, muy flojo, porque se basa en una precarización masiva del trabajo y de los salarios, y por tanto la demanda 'no tira'. No es una salida típica de la crisis como otras, sino, es una salida en la que al final el crecimiento económico se basa en buena medida en el intento de exportar más, y en estímulos indirectos como éstos".

    Lo que subyace en esta decisión de la FED de subir por quinta vez el tipo de interés desde que comenzó la normalización monetaria en diciembre de 2015, y la tercera de este 2017, el primer año del mandato de Donald Trump, es la geopolítica, según el analista.

    Tomando en cuenta, que además esta suba se produce sólo pocos días más tarde de aprobarse la reforma fiscal más importante de las últimas décadas en EEUU, Fernández Steinko ve un claro vínculo entre los dos hechos. "De eso no me cabe ninguna duda", dice el analista, para profundizar en que "esa es la parte política de la subida".

    Fernández Steinko entiende que de este modo, "Trump quiere cuadrar las cuentas. Quiere reducir los ingresos de la hacienda norteamericana a través de la bajada de los impuestos, pero por otro lado quiere mantener el gasto militar, incluso aumentarlo. Y luego hizo muchísimas promesas de generar inversiones públicas en infraestructuras. Entonces es una cuadratura muy difícil".

    Lea más: FED: nuevo latigazo a Trump

    "¿Cómo se puede cuadrar esto? Pues subiendo los tipos. Es decir, haciendo que el resto del ahorro del mundo, de los NO norteamericanos que están dispersos y distribuidos por todo el mundo, ese dinero de esos ahorros compre dólares y por lo tanto refuerce la economía norteamericana, para que sean ellos, esos ahorradores, para que de alguna forma financien ese gasto", concluye el Dr. Armando Fernández Steinko.
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    Reserva Federal de EEUU mantiene incambiada la tasa de interés
    Trump postula a Jerome Powell para presidir la Reserva Federal
    FED: nuevo latigazo a Trump
    Trump vs FED: lluvia de fuego sobre la economía de EEUU
    Etiquetas:
    tasa de interés, subida, Fed, EEUU