En directo
    Kaliningrado

    La OTAN determina el posible lugar dónde estallará un conflicto bélico con Rusia

    © Flickr/ Stefan Krasowski
    Prensa
    URL corto
    Vzglyad
    54202147840

    Los medios de comunicación en Polonia y los países bálticos están repitiendo hasta la saciedad 'cuentos de horror' sobre la inevitabilidad de una guerra con Rusia. Los expertos militares de EEUU alimentan la fantasía indicando un posible lugar de origen del conflicto: el llamado corredor de Suwalki en la región de Kaliningrado.

    Y no hay que olvidar que la soberanía de Rusia sobre estas tierras todavía está siendo cuestionada, recuerda el periódico ruso Vzglyad.

    La región de Kaliningrado ya ha recibido el nombre informal de 'Gibraltar del Báltico'. Es uno de los nudos más importantes en el mapa global. Por un lado, es un enclave aislado completamente rodeado por el territorio de países de la OTAN, Polonia y Lituania. Por el otro, cualquier operación potencial de la alianza en el norte de Europa no puede tener lugar mientras exista.

    Estados Unidos, Polonia y Lituania están indignados con el hecho de que Rusia traslade a Kaliningrado complejos de misiles Iskander y fortalezca su agrupación militar en la región. El general retirado estadounidense Jack Keane, por ejemplo, se mostró muy alarmado. Según él, Rusia está diseñando supuestamente planes de ataque a los Estados del Báltico, con el fin de desafiar al nuevo líder de EEUU, Donald Trump. A su vez, el influyente periódico The Independent ha publicado también un artículo sobre los temores de Occidente ante las operaciones militares de Rusia en el territorio de la Unión Europea, y cómo la región de Kaliningrado podría convertirse en el punto más caliente del continente.

    Hace un año, el comandante de las fuerzas del Ejército de EEUU en Europa, Ben Hodges, ya había advertido que desde la región de Kaliningrado se puede bloquear la salida de cualquier flota de la OTAN al mar Báltico. El general también se refirió al territorio en el noreste de Polonia que tiene frontera con la región de Kaliningrado en el norte y con Bielorrusia en el este. Es conocido como la brecha de Suwalki. A juicio de Hodges, en poco tiempo, militares rusos y bielorrusos pueden unirse y bloquear la frontera con Lituania y Polonia, aislando así a tres aliados de la OTAN del resto de la alianza.

    Un analista militar estadounidense, el coronel Douglas Macgregor, ha expresado opiniones muy parecidas. Según él, las tropas ruso-bielorrusas intentarán romper el corredor de Kaliningrado y atacar Riga desde el sur. Sin embargo, el pánico más agudo está siendo alimentado por la prensa polaca. Según un artículo del periodista Marek Swierczynski, existe una seria amenaza de que, tras conquistar los países del Báltico, Rusia vaya a volver su atención hacia Polonia. ¿Por dónde es más fácil hacerlo? Obviamente, por el corredor de Suwalki.

    Así, el lugar del estallido de la guerra entre Rusia y la OTAN está determinado, y es el corredor de Suwalki, nos aseguran los 'expertos en la Tercera Guerra Mundial' de Europa del Este de manera unánime, sin sentir la necesidad de obtener confirmación alguna de sus conjeturas inverosímiles, que están estropeando las relaciones entre Rusia y la Alianza Transatlántica, concluye el periódico.

    Mientras Occidente presenta sus versiones de la nada, el presidente de Rusia, Vladímir Putin, reiteró durante su último discurso ante la Asamblea Federal que el país eslavo jamás buscó enemigos y no representa una amenaza para nadie.

    "En comparación con algunos de nuestros socios extranjeros que consideran a Rusia como un rival, (…) nunca buscamos enemigos, necesitamos amigos, pero no vamos a permitir que nos hagan daño o desestimen nuestros intereses", dijo Putin.

    Además:

    La OTAN, preocupada por el despliegue de las armas rusas en Kaliningrado
    La OTAN reacciona al traslado de sistemas Iskander-M a Kaliningrado
    Polonia, en alerta por el traslado de sistemas Iskander a Kaliningrado
    Etiquetas:
    rumores, guerra, conflicto, OTAN, Douglas Macgregor, Donald Trump, Jack Keane, Frederick "Ben" Hodges, Vladímir Putin, Suwalki, Kalinigrado, Países bálticos, Bielorrusia, Polonia, EEUU, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Todos los comentarios

    • avatar
      Fide
      La tensión entre Israel y Turquía no cesa en el Mediterráneo: los turcos decidieron enviar tres fragatas para vigilar la "libertad de navegación" en esas aguas. La tensión trae a la memoria de los más místicos la reciente profecía del monje ortodoxo griego, Joseph de Vatopedi, que vaticinó el inicio de una tercera guerra mundial por el estallido de un conflicto en esa zona del planeta. Según esta profecía, emitida por un monje catolico ortodoxo griego, el anciano Joseph de Vatopedi, que murió el 1 de julio de 2009, la tercera gurra mundial se desatará a raíz de un conflicto precisamente dónde ahora las relaciones se mantienen tensas.
      Joseph de Vatopedi fue reconocido en Grecia por sus contactos con "el otro mundo", sus conversaciones con ángeles y santos y sus profecías. Incluso a la hora de su muerte el anciano sorprendió a todos dejando un cadaver con una sonrisa dibujada en su rostro.
      Según sus vaticinios:
      - La tercera guerra mundial empezará con el conflicto entre Turquia y Grecia.
      - Grupos de poder oculto, que son los que gobiernas sobre USA y la UE, forzarán a los turcos a iniciar la guerra contra Grecia.
      - A pesar del coraje y la tremenda resistencia griega , el ataque turco será devastador. Muchisimos griegos y muchisimos de sus hermanos en cristo, rusos y serbios que voluntariamente ayudarán a los griegos estarán muertos.
      - Turquia penetrara profundamente en el interior de Grecia, invadiendo la mayor parte de su territorio.
      - Al principio, la OTAN y USA no inerferiran en el conflicto directamente, pero darán soporte de forma secreta a los turcos.
      - Llegara un momento en que el mundo pensará que el pueblo griego desaparecera.
      - Poco antes de que esto ciertamente suceda, Rusia mostrará sus cartas protegiendo a griegos y cristianos ortodoxos. Esto tomará a todos por sorpresa. Armas nucleares rusas son lanzadas contra Turquia.
      - La oscuridad cubre la peninsula balcanica y el cercano oriente. El mundo como lo conocemos dejara de existir.
      - En ese momento USA y la UE se unen a turquia (o lo que queda de ella) y declaran una guerra global contra Rusia y Grecia.
      - El Vaticano y el papa anunciará guerra santa contra los "cismaticos" ortodoxos.
      - La guerra será horrible. Gente ardiendo caera desde el cielo.
      - USA sufrirá una terrible derrota y su poder volara como un globo.
      - La iglesia catolica romana nunca será capaz de volver a la posición que tiene hoy ni muncho menos. Su influencia será practicamente nula.
      - Los rusos entrarán en Constantinopla, establecerá un gobernador, pero ofrecerán los nuevos territorios a los griegos en bandeja.
      - Estos dudarán aceptar estos nuevos territorios al principio, pero al final aceptarán gobernar sobre la capital turca. Los griegos regresarán a Constantinopla 600 años despues de su ultima salida.
      - Una tercera parte de los turcos perderán la vida en la guerra, otro tercio aceptará el cristianismo ortodoxo y el resto se trasladarán a vivir a los desiertos turcos.
      - Los armenios conseguirán regresar a su tierra y los kurdos crearán su propio país.
      La iglesia catolica romana nunca será capaz de volver a la posición que tiene hoy ni muncho menos. Su influencia será practicamente nula. Esto provocará la aparición de conflictos por todo el mundo y el movimiento de muchas fronteras.
      Obviamente, se trata de una profecía que poco tiene para contrastar con la realidad más allá de los hechos consumados, así que será cuestión de tiempo (como siempre sucede en estos casos) ver si el viejo monje tuvo una premonición o si simplemente se trató de desvaríos seniles.
    • avatar
      Fide
      Al recibir al secretario general de la OTAN, el 21 de noviembre de 2016, el presidente turco Recep Tayyip Erdogan anunció, por segunda vez, su intención de renegociar el Tratado de Lausana, que establece las fronteras entre Turquía y Grecia.
      En 1923, los vencedores de la Primera Guerra Mundial aceptaron renegociar el Tratado de Sevres –firmado en 1920–, que preveía el desmantelamiento del Imperio Otomano. Ante la revuelta de Mustafá Kemal Ataturk, los países vencedores renunciaron a la creación de un Estado para los kurdos. El tratado preveía una definición puramente religiosa de Grecia –como Estado cristiano ortodoxo– y de Turquía –como Estado sunnita. También implicaba grandes desplazamientos de poblaciones, que costaron la vida a medio millón de personas.
      Desde 1974, Turquía ocupa un tercio del territorio de la isla de Chipre, donde afirma haber creado la «República Turca de Chipre del Norte», reconocida únicamente por Ankara. Aunque no reconoce oficialmente esa “República”, Israel tiene gran presencia en ese territorio.
      A pesar de ser un Estado neutro, Chipre acoge varias bases militares británicas con carácter de perpetuidad. Tanto Grecia como Turquía son miembros de la OTAN, alianza militar que supuestamente garantiza el carácter perenne de las fronteras de sus miembros.
      Ante la primera declaración del presidente turco sobre su pretensión de renegociar las fronteras, el presidente griego Prokopis Pavlopoulos recordó que el Tratado de Lausana cuenta con el reconocimiento de la comunidad internacional y que la frontera de Grecia con Turquía es también la frontera de la Unión Europea con ese país no miembro de la UE.
      La República de Turquía celebrará en 2023 su centenario, y el del Tratado de Lausana, al que debe su creación. Empeñado en demostrar su propia superioridad, en comparación con la figura de Ataturk –el fundador laico de la Turquía post-otomana–, el actual presidente islamista turco Recep Tayyip Erdogan pretende extender el territorio nacional.
    • avatar
      Fide
      El premier griego respondió a las declaraciones del presidente de Turquía sobre el Tratado de Lausana, que desde 1923 traza las fronteras entre ambos países.

      Alexis Tsipras, el primer ministro de Grecia, echó abajo el miércoles los argumentos del mandatario turco, Recep Tayyip Erdogan, quien el martes volvió a cuestionar el Tratado de Lausana, que definió las fronteras de Turquía una vez abolido el Imperio otomano.

      “No tenemos ninguna intención de cuestionar los textos vinculantes que son los fundamentos de nuestros lazos [bilaterales]”, dijo Tsipras ante los legisladores del partido gobernante Coalición de la Izquierda Radical (Syriza), informó la agencia local Ekathimerini.

      El premier heleno instó a Erdogan a abstenerse de hacer declaraciones sobre la revisión del Tratado de Lausana porque, en su opinión, “sería bueno para todos, en una región inestable, que Turquía tome el camino del entendimiento y la prudencia”.
    • juanm82
      pues la OTAN ya debe desaparecr.
    • juanm82
      Ya me preocupo
    Mostrar nuevos comentarios (0)