Widgets Magazine
En directo
    El crucero lanzamisiles ruso Variag en Vladivostok

    ¿Cómo será el futuro de la Armada Rusa?

    © Sputnik / Vitaly Ankov
    Prensa
    URL corto
    Izvestia
    2411

    Los cambios en la estrategia económica del país no afectarán los planes de desarrollo de la Armada, informó a Izvestia el vicealmirante y comandante segundo de la Marina Militar rusa, Víctor Bursuc.

    A pesar de que los detalles tecnológicos de los futuros proyectos militares son información clasificada, el diario Izvestia enumeró los principales vectores de su desarrollo, entres los cuales el medio destaca la paulatina transición hacia la tracción eléctrica en los buques.

    Los primeros en estar dotados con este tipo de tracción serán los submarinos del proyecto 677 Lada, que fomentarán el uso de las plantas para la siguiente clase —Kalina, también conocida como 'Lada perfeccionada'—. Estos submarinos recibirán las plantas propulsoras anaerobias, es decir, independientes del aire. Además de ser casi invisibles para los sónars, esta mejora proporcionará un mayor radio de desplazamiento de marcha sumergible y evitará el tener que emerger a la superficie para abastecer los motores diésel convencionales con oxígeno.

    La innovación permitirá, además, dotar las naves con armas de mayor potencia, como láseres o cañones electromagnéticos, como es el caso de los nuevos destructores furtivos del proyecto 23560 Líder.

    Según el viceministro de Defensa, Yuri Borisov, gracias a los nuevos sistemas energéticos, los navíos podrán brindar una presencia constante de la Armada rusa en los mares.

    "Los lapsos de autonomía de los destructores de clase Líder estarán limitados solo por las capacidades físicas de su tripulación".

    De acuerdo con el vicealmirante Víctor Bursuc, el próximo año se pondrá en marcha otro nuevo proyecto: un portahelicópteros, capaz de alojar tropas de desembarco. Podría tratarse del conocido como Lavina —Avalancha, en ruso— capaz de alojar varias decenas de helicópteros de combate Ka-52K, así como 60 vehículos blindados ligeros o al menos 20 o 30 tanques.

    El ingeniero militar Valentín Belónechko, por su parte, indicó a Izvestia que el proyecto del nuevo portaviones Shtorm —Tormenta, en ruso— está finalizado. Pero teniendo en cuenta su largo periodo de construcción, los responsables del diseño se encuentran ahora valorando las posibles innovaciones que podrían ser necesarias a corto plazo.

    Además:

    Buques de la Flota del Pacífico retornan a sus bases tras celebrar Día de la Armada Rusa
    Silencio sobre ruedas: el nuevo tanque de las Fuerzas Armadas de Rusia
    La Armada Rusa recibirá 14 nuevos buques de abastecimiento en 2016
    Etiquetas:
    barcos, navios, armada, Yuri Borisov, Víctor Bursuc, Valentín Belónechko, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik