En directo
    Titulares de la prensa rusa

    Prensa rusa al día

    © Flickr/ James P. Wells
    Prensa
    URL corto
    0 4 0 0

    Moscú atrae a inmigrantes ilegales para dar a luz/Los expertos creen que el aumento de ingresos denota el calentamiento de la economía rusa/Rusia suprimirá el secreto de los depósitos bancarios

    Moskovski komsomolets

    Moscú atrae a inmigrantes ilegales para dar a luz

    Las clínicas de maternidad de Moscú están desbordadas por el número de mujeres embarazadas que desean dar a luz en la capital, informan en su edición de hoy el periódico Moskovski komsomolets.

    De acuerdo con las estadísticas, una de cada dos pacientes asistidas durante el parto ha venido desde fuera. A menudo las parturientas ni siquiera tienen la documentación en regla, por no hablar de tarjetas sanitarias y la analítica necesaria. Los médicos, sin embargo, no tienen derecho de negar la ayuda a quienes entren de urgencias ni de exigirles dinero a cambio.

    Estos “viajes para dar a luz en Moscú” se han convertido en una práctica habitual para las inmigrantes. Con este objetivo vienen a Moscú muchas futuras madres procedentes de Asia Central, donde los servicios médicos de este tipo desde hace tiempo son de pago. De esta forma sus partos son financiados con los fondos de la ciudad, por los contribuyentes.

    Siguiendo sabios consejos de otra gente, muchas fingen no hablar ruso y no poder contestar a las preguntas de los médicos sobre el control del embarazo y las enfermedades infecciosas potencialmente peligrosas para las demás pacientes de la clínica. Si en 2005 entre las pacientes no moscovitas dominaban las ciudadanas de Azerbaiyán y Ucrania, en 2011 la correlación ha cambiado y las principales procedencias son Kirguizistán, Azerbaiyán, Tayikistán y solo después Ucrania.

    Muchas de las inmigrantes, nada más dar a luz, abandonan a sus hijos, que a menudo nacen con patologías debido a la falta de control médico durante el embarazo. En 2005 el número de recién nacidos abandonados en las clínicas llegó a 261 casos y a 96 en 2011. Se detecta una clara tendencia de la reducción del número de abandonos. Al mismo tiempo, los bebés nacidos con patologías precisan de asistencia médica adicional en las unidades de neonatología.

    Hasta 2011 el control médico durante el embarazo para las inmigrantes también se prestaba de manera gratuita, pero actualmente es de pago, lo único por lo que no se cobra es por el parto. Sobre todo, si la mujer ya tiene contracciones.

    Los expertos señalan la falta de acuerdos internacionales que permitan reclamar a los Estados centroasiáticos que cubran los gastos de los partos de sus ciudadanas.

    El problema de la influencia de la inmigración en la situación epidemiológica de Moscú es cada vez más grave: entre los inmigrantes hay un gran número de personas que padece tuberculosis, SIDA, sífilis y hepatitis. Sin embargo, no se dispone de datos sobre su estado de salud hasta que entran en las clínicas por algún problema o para un examen médico. Estos pacientes no suelen seguir las recomendaciones de los médicos y a menudo cambian de domicilio. Muchos (según las estimaciones, entre un 20% y un 30%) prefieren comprar certificados sanitarios a someterse a un nuevo examen médico.

    “Centenares de casos de tuberculosis son diagnosticados después de la repentina muerte de los pacientes, mientras que el contacto con ellos hace que se contagie más gente”, indican los expertos. En la actualidad, los inmigrantes laborales que entran en el territorio del país no están obligados a presentar certificados médicos ni a someterse a un examen médico en los primeros 90 días de permanencia en el país. Uno de cada siete inmigrantes padece enfermedades infecciosas y cerca del 3% tiene tuberculosis, aseguran fuentes oficiales.

    Novie izvestia, Nezavisimaya gazeta

    Los expertos creen que el aumento de ingresos denota el calentamiento de la economía rusa

    Los ingresos monetarios de los rusos aumentaron, pero ese es un mal síntoma para la economía nacional, escriben en su edición de hoy los periódicos Novie izvestia y Nezavisimaya gazeta.

    Las estadísticas revelan que en julio los ingresos de la población crecieron el 2,2% en comparación con el mismo período del año pasado. Mientras tanto, los salarios de los rusos aumentaron el 16,3% en los últimos doce meses.

    Los economistas indican que el aumento de los sueldos es una mala señal para la economía ya que puede significar que se está produciendo su “calentamiento”.

    La expresión 'calentamiento de la economía' denota un aumento de la actividad superior a lo deseable por originar algún tipo de desequilibrio macroeconómico. Se caracteriza por ser una aceleración parcial, circunscrita a un determinado sector de la economía.

    El experto ruso del Centro de Desarrollo, Valeri Mirónov, explicó al diario Novie izvestia: “Durante el primer año post-crisis, 2009, los sueldos crecían menos rápido que la productividad del trabajo, pero en los años posteriores empezaron a aparecer los síntomas del calentamiento. Este año los salarios de los trabajadores de la industria crecieron en un 10%, mientras que la productividad solo lo hizo en un 4,5%. Así que el crecimiento de los sueldos duplica el de la productividad. Se debe a que la natalidad en el país es baja, faltan trabajadores cualificados y casi no existe movilidad de la mano de obra dentro del país”.

    Según afirma el economista, Rusia  ha tomado el camino de Grecia: en el país heleno en vísperas de la crisis los sueldos también crecían más que la productividad. “Ahora los griegos están recortando sueldos para corregir esta situación" comenta Mirónov. "La deuda de Rusia no es tan ingente, pero nos encontramos en un punto muy peligroso, en la situación de Grecia un par de años antes de la crisis”, añade el experto.

    Igor Nikoláev, director del departamento de Análisis Estratégico de la gestoría rusa FBK, está convencido de que se está produciendo una ralentización de la economía nacional. “La tendencia general no cambia: los indicadores van bajando", declaró el experto al periódico Nezavisimaya gazeta. "El hecho de que las inversiones en julio no superasen un 3,8% es alarmante. Es notable la ralentización del sector del transporte, la circulación de mercancías creció solo un 0,4%, "hace mucho que no se registraban indicadores tan bajos”.

    Nikoláev apunta que la crisis ya está asumida por los ciudadanos psicológicamente, a ello se debe el crecimiento de la demanda del consumidor, que impulsó la economía nacional durante los primeros seis meses del año en curso. “La gente gasta, compra automóviles, electrodomésticos, y demás", comenta el experto. "La cuestión es cuánto tiempo durará esta situación”, concluye.

    Las conclusiones del economista son pesimistas: para finales del año el crecimiento del PIB y de la producción industrial se acercará a cero y seguirá bajando.

    Rossiyskaya gazeta

    Rusia suprimirá el secreto de los depósitos bancarios

    Las autoridades tributarias de Rusia recibirán acceso a los datos sobre las transacciones realizadas por las personas físicas, informa en su edición de hoy el periódico Rossiyskaya gazeta.

    En los casos de blanqueo de fondos ilegalmente obtenidos mediante delitos tributarios e infracciones de las normativas aduaneras por los ciudadanos se les confiscarán sus propiedades, sus ahorros y sus objetos de valor. Y por legalizar el dinero conseguido mediante evasión de impuestos se les podría aplicar incluso el Código Penal.

    Hasta este momento dicho delito no figuraba como punible en el Código Penal. Sin embargo, la Agencia Estatal de Control Financiero propone introducir un castigo más severo por las mencionadas acciones ilícitas. El organismo formuló todo un conjunto de medidas “antiblanqueo” bastante radicales y una serie de importantes enmiendas a los Códigos Penal, Tributario y Administrativo y a las leyes clave de la esfera.

    El texto del proyecto se publicó en la página web del Ministerio de Desarrollo Económico y está abierto a la consideración y comentarios públicos.

    Hasta el próximo 30 de agosto los expertos pueden formular sus opiniones al respecto, tras lo cual el proyecto de ley será presentado al Gobierno federal y a la Duma de Estado (Cámara Baja del Parlamento ruso). La mayoría de las medidas entrará en vigor justo después de la aprobación de la normativa.

    Una de las innovaciones que afectarán a las personas físicas es la abolición del secreto bancario para los depósitos. Los servicios competentes podrán solicitar datos a los organismos crediticios sobre el movimiento de fondos y obtener respuesta obligatoria en un plazo de tres días. De esta manera se podrá cobrar los impuestos de una manera más rápida y eficiente.

    En opinión de los expertos, la medida podría obligar a las personas físicas a acudir a entidades bancarias extranjeras o a guardar sus ahorros en efectivo. “En nuestro país a menudo un proyecto de ley entra en conflicto con otro. Estamos luchando ahora contra la enorme masa de dinero que se guarda en efectivo, pero al suprimir el secreto bancario, volvemos a incentivar el crecimiento de los volúmenes de los fondos en efectivo”, se asegura.

    Los autores del proyecto de ley han previsto también el derecho de los bancos de negarse de manera unilateral a participar en una transacción sospechosa o a atender determinadas cuentas bancarias. Al cliente se le informará de ello con un mes de antelación. Entre estas operaciones sospechosas figura la apertura de una cuenta bancaria a nombre de una tercera persona y el depósito en efectivo en esta cuenta, las transacciones a nombres de clientes anónimos en el extranjero y transacciones con las cuentas de personas jurídicas que llevan existiendo menos de tres meses.

    Representantes de la Asociación de Bancos Rusos señalaron que las consultas con las entidades bancarias se fueron celebrando durante varios años y que los propios bancos insistían en la introducción de un control más estricto de la circulación de fondos.

    RIA Novosti no asume la responsabilidad por las noticias de prensa

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik