En directo
    Política
    URL corto
    0 342
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — Rusia está transmitiendo pacientemente su postura sobre Crimea a Turquía, declaró el portavoz de la presidencia rusa, Dmitri Peskov.

    "[La cuestión de] Crimea es uno de los serios desacuerdos, aquí tenemos puntos de vista diametralmente opuestos; continuaremos transmitiendo nuestra postura coherente sobre Crimea a nuestros socios turcos", dijo.

    Subrayó que Moscú considera inadmisible "debatir" sobre el tema, pero está explicando su postura a Ankara "con mucha paciencia y coherencia".

    Peskov agregó que las relaciones ruso-turcas son importantes para ambos países y para la seguridad y la estabilidad regionales.

    A pesar de ciertos desacuerdos, "estas relaciones son mutuamente beneficiosas y se basan en los principios de la no injerencia en los asuntos internos y el respeto de los intereses de cada uno", enfatizó el portavoz del Kremlin.

    Crimea se escindió de Ucrania y se reincorporó a Rusia tras celebrar en marzo de 2014 un referéndum en el que la mayoría aplastante de los votantes —más del 96%— avaló esa opción.

    Las autoridades ucranianas consideran a Crimea un territorio "provisionalmente ocupado".

    Moscú ha declarado en repetidas ocasiones que los habitantes de Crimea, de manera democrática y en plena conformidad con el derecho internacional y la Carta de la ONU, votaron a favor de la unificación con Rusia.

    El presidente de Rusia, Vladímir Putin, afirmó que el tema de Crimea "está zanjado definitivamente".

    Las elecciones en Moldavia

    Además, Dmitri Peskov dijo que Rusia no busca intervenir en la lucha política en Moldavia al considerarla un asunto interno de la república.

    "No intervenimos ni buscamos intervenir en estos procesos", afirmó.

    El portavoz descartó que el presidente actual de Moldavia, Igor Dodon, hubiera coordinado con Moscú sus acciones para recortar los poderes presidenciales.

    Señaló que Dodon, pese a haber perdido los comicios presidenciales, sigue con su lucha política, algo que es "exclusivamente un asunto interno" de la república.

    El 3 de diciembre, el Parlamento de Moldavia aprobó en la lectura final el proyecto de ley que sustrae el Servicio de Información y Seguridad (SIS) del control de la Presidencia y lo traspasa al Parlamento.

    La presidenta electa, Maia Sandu, calificó como "un intento de usurpación del poder" el aprobado proyecto de ley, que fue presentado por el Partido de Socialistas de la República de Moldavia (PSRM), la formación política que apoya al presidente saliente Dodon.

    Según el escrutinio oficial, Sandu logró el 57,75% de los apoyos en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales celebrada el pasado 15 de noviembre, mientras Dodon obtuvo el 42,25% de los votos.

    La presidenta electa, que tomará posesión el 24 de diciembre, aboga por convocar cuanto antes las elecciones parlamentarias en Moldavia.

    Etiquetas:
    Rusia, Turquía, Crimea
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook