En directo
    Política
    URL corto
    Se agrava el conflicto entre Armenia y Azerbaiyán en Nagorno Karabaj (251)
    0 723
    Síguenos en

    EREVÁN (Sputnik) — El vice primer ministro de Armenia Tigrán Avinián denunció un nuevo ataque con cohetes contra la capital de la autoproclamada república de Nagorno Karabaj, Stepanakert.

    "Stepanakert sufre un nuevo ataque con cohetes", escribió Avinián en su cuenta de Facebook.

    Según el corresponsal de Sputnik, en la ciudad se escucharon dos nuevas explosiones, y más tarde se pudo oír el sonido de la sirena de alarma. 

    El Ministerio de Exteriores de la autoproclamada república de Nagorno Karabaj anunció, por su parte, que los bombardeos azeríes provocaron muertes de civiles.

    "En Stepanakert y Shushi hay muertos entre la población civil tras el bombardeo de las Fuerzas Armadas de Azerbaiyán", informó la Cancillería a través de su canal de Telegram.

    Horas antes se comunicó que contra la urbe fueron lanzados varios ataques de artillería, los habitantes de los barrios residenciales se vieron obligados a bajar a los refugios.

    Durante los ataques fue suspendido temporalmente el suministro de electricidad y se cortó la comunicación telefónica.

    El 27 de septiembre volvieron a estallar los choques armados en Nagorno Karabaj, foco de conflicto entre Armenia y Azerbaiyán desde que ese territorio, de población mayoritariamente armenia, decidió separarse en 1988 de la entonces República Socialista Soviética de Azerbaiyán.

    Ambos bandos, que se acusan de haber desatado esta espiral bélica sin precedentes desde la guerra de 1992-1994, ordenaron la movilización de reservistas, impusieron la ley marcial y sostienen combates con el uso de blindados, artillería, aviación y sistemas de misiles a lo largo de la línea que separa sus tropas. 

    Tema:
    Se agrava el conflicto entre Armenia y Azerbaiyán en Nagorno Karabaj (251)
    Etiquetas:
    Azerbaiyán, ataque, Nagorno Karabaj, Armenia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook