En directo
    Política
    URL corto
    Investigación del caso Navalni (105)
    162558
    Síguenos en

    Rusia tiene información sobre un vínculo de Navalni con la CIA, declaró el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov.

    Este 1 de octubre Navalni, que sigue recuperándose en Alemania, afirmó en una entrevista con la revista Der Spiegel que el presidente de Rusia, Vladímir Putin, habría estado detrás de su presunto envenenamiento.

    El líder de la Cámara Baja del Parlamento ruso, Viacheslav Volodin, apuntó a que las críticas de Navalni tienen lógica "si lo que le sucedió fue orquestado por los servicios secretos de Occidente".

    "No es el paciente el que trabaja con los servicios de inteligencia occidentales, sino los servicios de inteligencia occidentales con él. Así es más correcto. De hecho, existe dicha información, incluso puedo decir específicamente que los especialistas de la CIA de EEUU están trabajando con él estos días. No es la primera vez que le dan diferentes instrucciones", dijo Peskov a los periodistas al comentar las palabras de Volodin.

    Además, Peskov declaró que el Kremlin rechaza las acusaciones de Navalni contra Putin por infundadas, inadmisibles e insultantes. 

    "Creemos que tales acusaciones contra el presidente ruso son absolutamente infundadas e inadmisibles. Además, consideramos algunas de estas declaraciones en la publicación mencionada como totalmente insultantes e inaceptables", dijo Peskov a la prensa. 

    En este contexto el portavoz presidencial agregó que Moscú no se dignará a discutir las acusaciones de Navalni contra el presidente ruso.

    "No consideramos posible participar en ninguna discusión similar en el futuro, y en lo adelante no tenemos la intención de hacer ningún comentario o declaración al respecto", añadió.

    Al comentar la intención de Navalni de regresar a Rusia, Peskov dijo que "para nada es una hazaña" ya que cualquier ciudadano ruso puede volver a su patria en cualquier momento.

    "En nuestro país se salvan las vidas, y la vida de este paciente fue salvada precisamente en Rusia", señaló Peskov.

    El pasado 22 de septiembre el opositor ruso Alexéi Navalni fue dado de alta del hospital universitario Charité en Berlín, después de pasar allí 32 días, 24 de ellos en cuidados intensivos.

    Navalni fue trasladado a Berlín tras dos días en un hospital de la ciudad rusa de Omsk, en Siberia, luego de que perdiera el conocimiento durante un vuelo de Tomsk a Moscú.

    En el hospital de Omsk, Navalni fue inducido a un coma y tratado con atropina, fármaco que suele utilizarse como antídoto para los agentes nerviosos. Sin embargo, los médicos del hospital ruso afirmaron luego que no habían detectado rastros de toxinas en la sangre y la orina del paciente, cuya condición atribuyeron a un "trastorno metabólico".

    Según los médicos de Charité, los síntomas de Navalni apuntaban al envenenamiento con un inhibidor de colinesterasa.

    Un laboratorio militar de Alemania y, posteriormente, laboratorios de Suecia y Francia determinaron que el opositor ruso había sido envenenado con un agente del grupo Novichok, una sustancia prohibida por la Convención sobre las Armas Químicas. Alemania proporcionó las muestras correspondientes a la OPAQ.

    Moscú califica de infundada la versión de Berlín sobre lo ocurrido con Navalni y espera obtener respuestas oficiales a las solicitudes enviadas.

    Tema:
    Investigación del caso Navalni (105)
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook