En directo
    Política
    URL corto
    Hospitalización del opositor ruso Navalni (81)
    2211
    Síguenos en

    BERLÍN (Sputnik) — Alemania no considera necesario cambiar su política respecto a Moscú por la situación del opositor ruso Alexéi Navalni, declaró la canciller federal Angela Merkel.

    "No creo que debamos cambiarla (...) Siempre hemos dicho que debemos mantener el diálogo con Rusia", respondió Merkel a la pregunta de un periodista durante una rueda de prensa en Berlín.

    Merkel recordó que "hay muchos temas internacionales" como las situaciones en Siria y Libia, donde Rusia juega un importante rol estratégico.

    Además, destacó la necesidad de terminar la construcción del gasoducto Nord Stream 2 independientemente de la situación con Navalni.

    "Considero inapropiado vincular este proyecto económico con el caso de Navalni", afirmó la canciller alemana.

    En lo referente a la respuesta de la comunidad europea, Merkel llamó a esperar hasta que se aclaren las causas del incidente.

    Al mismo tiempo, subrayó que "no es un problema de Alemania, aunque recibió a Navalni".

    El 20 de agosto Navalni se sintió mal durante un vuelo de la ciudad rusa de Tomsk a Moscú, lo que obligó a los pilotos a realizar un aterrizaje de emergencia en Omsk. El opositor fue ingresado en el hospital de Omsk y puesto en coma inducido.

    Su portavoz, Kira Yarmysh, que en aquel momento estaba con el opositor, afirmó que los médicos de la ambulancia le dijeron que Navalni sufría una intoxicación, y supuso que habría sido envenenado con alguna sustancia puesta en su té, lo único que había tomado por la mañana en el aeropuerto.

    Alexéi Navalni, activista opositor ruso (archivo)
    © Sputnik / Alexey Kudenko
    Dos días después de su hospitalización en Omsk, Navalni fue trasladado al hospital Charité de Berlín, en un avión medicalizado fletado por la ONG Cinema for Peace.

    El 24 de agosto el hospital Charité informó que los datos del examen clínico apuntan a un envenenamiento con una sustancia del grupo de inhibidores de colinesterasa —enzima vital para el funcionamiento normal del sistema nervioso— aunque el agente concreto todavía queda por determinar.

    Los partidarios de Navalni acusan directamente al Kremlin de estar detrás del estado de salud del opositor, algo que Peskov ha negado y tildado de "ruido vacío". A la vez subrayó que no ve motivos para abrir una investigación penal sobre el caso de Navalni. 

    Crisis en Bielorrusia

    Además, Merkel expresó su esperanza de que Rusia no despliegue a sus agentes de seguridad en Bielorrusia.

    El 27 de agosto el presidente ruso, Vladímir Putin, comunicó haber formado una reserva de agentes de seguridad para ayudar a Bielorrusia en caso necesario. Precisó que no ve necesario por ahora enviar fuerzas rusas a Bielorrusia y que no se utilizarán mientras que los "elementos extremistas" en este país no se pasen los límites.

    "Espero que esta operación no se lleve a cabo", afirmó Merkel a la prensa.

    Bielorrusia es escenario de protestas desde el 9 de agosto por los resultados de las elecciones presidenciales que revalidaron un nuevo periodo del actual mandatario, Alexandr Lukashenko.

    La oposición bielorrusa exige una repetición de los comicios, opción que Lukashenko ha descartado en términos contundentes. 

    Tema:
    Hospitalización del opositor ruso Navalni (81)
    Etiquetas:
    Alemania, Rusia, Angela Merkel, Alexéi Navalni
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook