En directo
    Política
    URL corto
    0 05
    Síguenos en

    BERLÍN (Sputnik) — El ministro alemán de Exteriores, Heiko Maas, abogó por la labor de la misión de observadores de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) en todo el territorio de Ucrania, en particular en la zona del conflicto armado con las milicias de Donbás.

    Las repúblicas autoproclamadas de Donetsk (RPD) y Lugansk (RPL) cerraron sus fronteras con el resto de Ucrania el 21 de marzo como medida de prevención para impedir la propagación del coronavirus. La RPD registra hasta la fecha 96 casos de coronavirus, tres de ellos letales. La RPL confirmó 119 infectados y un fallecido por la enfermedad. La situación más dramática se observa en Ucrania con más de 9.800 contagiados y 250 decesos por COVID-19.

    "La pandemia de coronavirus afectó gravemente a los habitantes de Donbás (...) Por eso abordaremos la reapertura de la línea de separación y el tema de los puntos de acceso (...) Se debe garantizar que la Misión Especial de Observación de la OSCE realice su trabajo en todo el territorio de Ucrania sin limitaciones ni obstáculos", dijo el jefe de la diplomacia alemana en declaraciones previas a la videoconferencia que celebrará este 30 de abril con sus pares de Francia, Rusia y Ucrania sobre el conflicto de Donbás.

    Los observadores de la OSCE vigilan el alto el fuego en la línea de separación entre las fuerzas del Gobierno ucraniano y las milicias de la RPD y de la RPL.

    Maas insistió en que la reapertura de las fronteras de Donetsk y Lugansk con el resto de Ucrania facilitará la entrega de ayuda humanitaria.

    Por otro lado, el ministro alemán constató la enorme desconfianza entre el Gobierno ucraniano y las milicias de Donbás.

    Maas añadió que la pandemia del coronavirus no facilita el cumplimiento de las decisiones de la cumbre de París del Cuarteto de Normandía sobre la crisis en Donbás, pero no es una excusa para no acatarlas.

    "Naturalmente la pandemia del coronavirus en el este de Ucrania no facilitó el cumplimiento de las decisiones, pero no debe usarse como una excusa para no ejecutar lo acordado que, a nuestro juicio, sigue siendo práctico", declaró Maas al término de una videoconferencia de los ministros de Exteriores de Ucrania, Rusia, Francia y Alemania, que forman el cuarteto.

    Asimismo, mencionó que muchas decisiones de la cumbre de París no fueron cumplidas, así como que sigue siendo una asignatura pendiente la implementación de los acuerdos de Minsk.

    Lo más importante, continuó, "sigue siendo alcanzar una tregua estable (…) que debe ser verificada y para esto se necesita la presencia de la misión especial de monitoreo en todo el territorio de Ucrania".

    A juicio del ministro de Exteriores de Alemania, Rusia y Ucrania "deben contribuir a realizar lo acordado y de este modo abrir camino para una nueva cumbre".

    Maas mencionó que los titulares de Exteriores opinan que "el trabajo de la OSCE (Organización para la Seguridad y al Cooperación en Europa) es irreemplazable, especialmente ahora".

    La misión especial de monitoreo debe trabajar sin limitaciones en el territorio de las zonas del Este no controladas por Kiev, declaró.

    Asimismo advirtió que "no hay que abusar de protección de salud en las condiciones de la pandemia como un argumento para obstaculizar el trabajo de la OSCE en el lugar".

    Además, añadió el ministro germano, hay que garantizar el acceso al Comité Internacional de la Cruz Roja.

    Los titulares de Exteriores del Cuarteto de Normandía ordenaron al grupo de contacto determinar los parámetros y la fecha del inicio un nuevo régimen de alto el fuego en Donbás, informó.

    Asimismo calificó de un "buen logro" que todos los ministros de Exteriores del cuarteto "estén unidos en su deseo de conseguir la tregua" en Donbás.

    El Cuarteto de Normandía (Alemania, Francia, Rusia y Ucrania) junto con el Grupo de Contacto Trilateral son las principales plataformas de consultas que buscan resolver el conflicto entre el Gobierno ucraniano y las milicias de Donbás.

    Desde abril de 2014, Ucrania lleva a cabo una operación contra las milicias en Donbás donde se proclamaron las repúblicas populares de Donetsk y Lugansk, en respuesta al violento cambio de gobierno ocurrido en febrero del mismo año.

    Las hostilidades han dejado hasta la fecha, según estimaciones de la ONU, unos 13.000 muertos.

    Etiquetas:
    OSCE, Donbás, Ucrania, coronavirus
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook