En directo
    Política
    URL corto
    0 170
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — Las regiones italianas de Piamonte, Apulia y Friuli-Venecia Julia solicitaron la ayuda de militares rusos para contrarrestar COVID-19, informó el embajador ruso en Italia, Serguéi Rázov.

    Los médicos militares, epidemiólogos y especialistas de las Unidades de Protección Radiológica, Química y Biológica de las Fuerzas Armadas rusas desinfectaron junto con los militares italianos las residencias de ancianos en más de 70 localidades de la región de Lombardía, la más afectada por la pandemia.

    "Los gobernadores de otras regiones de Italia nos solicitan oficialmente enviar los militares rusos para los trabajos en su territorio, tales solicitudes llegaron de los gobernadores de Piamonte, Apulia y Friuli-Venecia Julia", dijo Rázov en una rueda de prensa telemática del grupo mediático Rossiya Segodnya, matriz de Sputnik.

    El embajador añadió que la misión diplomática rusa en Italia recibe centenares de llamadas y cartas con agradecimientos a Rusia y su presidente, Vladímir Putin, que atendió con rapidez la petición del primer ministro italiano, Giuseppe Conte, y en cuestión de días envió el equipo militar.

    Si los militares rusos "hubieran hecho algo innecesario, no habríamos recibido tales solicitudes", señaló el embajador.

    El 22 de marzo, el periódico italiano La Stampa publicó un artículo citando a unas fuentes anónimas que afirmaban que el 80% de la ayuda que enviaba Rusia a Italia para combatir al coronavirus "era absolutamente inútil o poco útil" para el país europeo.

    La portavoz de la Cancillería rusa, María Zajárova, tachó de "calumnia" ese artículo.

    En marzo pasado, el Gobierno ruso envió ocho brigadas de médicos, personal de enfermería y expertos militares a Italia, así como equipos móviles de desinfección y diagnóstico, a uno de los países europeos más golpeados por la pandemia de coronavirus.

    Desde que se desató la pandemia, en Italia se registraron 189.973 infectados, entre ellos 25.549 fallecidos y 57.576 recuperados.

    Virus infecta el comercio

    El embajador ruso indicó que la pandemia del COVID-19 redujo aún más el intercambio comercial entre Rusia e Italia.

    Rázov recordó que el comercio entre los dos países alcanzó una cifra récord en 2013, cuando facturaron 54.000 millones de dólares.

    Al cierre de 2019 el intercambio comercial cayó a 25.000 millones de dólares a causa de las fluctuaciones del tipo de cambio y las sanciones de la UE.

    "Este año se agregó el coronavirus, un factor adicional que complica, las estadísticas de los primeros meses de este año muestran que hay una reducción del intercambio comercial, aunque no es dramática", constató.

    Rázov también añadió que la Embajada ayuda a los empresarios.

    "Debido a las medidas restrictivas por el coronavirus una serie de figuras notables de negocios italianos tuvieron problemas con el regreso a su lugar de trabajo permanente en Rusia, donde son copropietarios de empresas etcétera, y nos encargamos de la solución de estos problemas", dijo el embajador.

    El 31 de enero el Gobierno italiano declaró el estado de emergencia a causa del coronavirus y el 1 de marzo decretó cuarentena en 11 municipios de Lombardía y un municipio de Véneto, por aquel entonces los más afectados por la epidemia.

    Ante el creciente número de contagios la medida se extendió a todo el país, muchas empresas e instituciones públicas suspendieron sus actividades o pasaron a la modalidad de teletrabajo, se cancelaron todos los eventos y cerraron todos los museos y lugares de divertimiento.

    Actualmente el país se está preparando una apertura parcial a partir del 4 de mayo.

    Etiquetas:
    ayuda humanitaria, COVID-19, pandemia de coronavirus, coronavirus, Rusia, Italia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook