En directo
    Política
    URL corto
    3103
    Síguenos en

    ONU (Sputnik) — La Primera Comisión de la Asamblea General de la ONU suspendió su trabajo hasta las 10.00 hora local del martes 8 en vista de situación en torno a la denegación de visados estadounidenses a varios delegados, entre ellos rusos, que debían participar en las sesiones del organismo, informó a Sputnik una fuente de la delegación rusa.

    "El trabajo de la Primera Comisión se suspendió al menos hasta las 10.00 hora local del martes debido al problema en torno a la concesión de visados para representantes de varias delegaciones, incluida la rusa", dijo la fuente.

    La Primera Comisión de la Asamblea General, que se encarga de los temas relacionados con el desarme y la seguridad internacional, debía celebrar una sesión plenaria este lunes 7 a las 15.00 hora local (19.00 GMT).

    Sin embargo, a última hora fue anunciada la cancelación del encuentro.

    La Sexta Comisión de la Asamblea General, que se ocupa de los asuntos jurídicos, también suspendió su trabajo y pospuso su sesión hasta el martes, según el presidente del organismo, Michal Mlynár.

    "Para continuar el trabajo, se requerirá tiempo y esfuerzos adicionales; la próxima sesión plenaria de la Sexta Comisión comenzará mañana aproximadamente a las 11.30 hora local (15.30 GMT), se tomará una decisión sobre el programa de trabajo de la comisión", dijo Mlynár en la sesión del lunes.

    Por su parte, Guennadi Kuzmín, embajador adjunto ruso ante la ONU, explicó que la suspensión del trabajo se debe a la falta de consenso entre los miembros de la comisión.

    "El programa de trabajo del comité se adopta por consenso (...) La delegación de Irán declaró que no está dispuesta a apoyar la adopción del programa de trabajo", reveló Kuzmín ante la prensa.

    Irán explicó su posición por la denegación de visados estadounidenses a sus delegados, según el embajador adjunto ruso.

    "La razón principal es el comportamiento del Estado anfitrión, que no otorga visados tanto a Irán como a la Federación de Rusia, la delegación cubana y muchas otras", puntualizó.

    Kuzmín expresó su esperanza de que el secretario general de la ONU, António Guterres, se encargara de solucionar la situación.

    "Contamos con que el secretario general (...) considere aprovechar la prerrogativa que se le otorga en el marco del acuerdo sobre la sede de la ONU, que también comprende las consultas con el Estado anfitrión, incluido el arbitraje entre las Naciones Unidas y EEUU", señaló.

    Dmitri Polianski, embajador adjunto de Rusia ante la ONU, denunció que Estados Unidos no otorgó visados a varios miembros de la delegación rusa que tenían previsto participar en las sesiones de la Primera Comisión.

    El diplomático propuso suspender la sesión oficial y pasar a "consultas informales" hasta que Washington resolviera el problema de los visados.

    Polianski propuso además celebrar las sesiones fuera de EEUU, por ejemplo, en Viena o Ginebra.

    Entre los delegados que no recibieron los visados figuraron, en particular, el jefe de la secretaría general de la Cancillería rusa, Serguéi Butin; los presidentes de los comités de asuntos internacionales de las dos cámaras del Parlamento ruso, Konstantín Kosachov y Leonid Slutski, así como varios intérpretes.

    Etiquetas:
    visados, Rusia, EEUU, ONU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook