En directo
    Serguéi Lavrov, ministro de Asuntos Exteriores ruso

    Rusia rechaza vincular el tratado de paz con Japón a la contención de China

    © Sputnik / Alexey Filipov
    Política
    URL corto
    1140

    MOSCÚ (Sputnik) — Moscú considera inaceptable vincular el tratado de paz con Japón a la contención de China en la región, declaró el ministro ruso de Exteriores, Serguéi Lavrov.

    "Son inaceptables las declaraciones del asesor del presidente del Partido Liberal Democrático de Japón que es el primer ministro (Shinzo) Abe, de que EEUU debe estar interesado en la conclusión de un tratado entre Rusia y Japón porque esto, según sus palabras, fortalecerá la alianza para contener a China", dijo Lavrov al resumir los resultados del encuentro con su par japonés, Taro Kono.

    Previamente, Kawai afirmó al intervenir en el Instituto Hudson en Washington, que EEUU debe apoyar a Japón en la concertación de un tratado de paz con Rusia para contrarrestar la amenaza por parte de China.

    Actividad militar de EEUU en Japón

    Las actividades militares de EEUU en Japón crean riesgos para la seguridad de Rusia y China, declaró Lavrov.

    "Durante las negociaciones, resaltamos las acciones que emprende EEUU en aras de desplegar su sistema global de defensa antiaérea en el territorio de Japón, (…) de hecho, acciones que ponen en peligro la seguridad de Rusia y China", dijo el canciller ruso.

    Además: EEUU no reducirá su presencia militar, ni la escala de maniobras en Japón

    Lavrov destacó que la actividad de Washington, que se justifica con una supuesta amenaza nuclear proveniente de Pyongyang, "tiene como objetivo la militarización de esa parte del globo terráqueo".

    En diciembre de 2017 el Gobierno de Japón aprobó la adquisición de sistemas Aegis Ashore para potenciar la capacidad de defensa ante el pujante programa norcoreano de misiles balísticos, pese a que Moscú exhortó a los países de la región a recurrir a medidas diplomáticas para solucionar la crisis en torno de Corea del Norte.

    Se planea el despliegue de dos sistemas Aegis Ashore que cubrirán la totalidad del territorio nacional y, posiblemente, se harán operativos para el ejercicio 2023.

    La portavoz de la Cancillería rusa, María Zajárova, declaró entonces que la decisión de Japón de emplazar en su territorio los sistemas de defensa antimisiles de Estados Unidos afectará el diálogo entre Moscú y Tokio, incluidas las negociaciones sobre el tratado de paz.

    Más sobre el asunto: El Aegis Ashore ya sabe cuál es su lugar

    La diplomática apuntó que los sistemas norteamericanos que se emplazarán en Japón "están dotados de lanzadores universales", capaces de lanzar misiles de ataque.

    Zajárova señaló que EEUU viola el Tratado de Eliminación de Misiles de Corto y Medio Alcance (INF, por sus siglas en inglés) con ayuda de Japón.

    Soberanía de Rusia sobre Kuriles

    Es difícil esperar avances en el diálogo sobre el tratado de paz sin que Japón reconozca la soberanía de Rusia sobre las islas Kuriles, afirmó Lavrov.

    "Esa es nuestra postura básica [la soberanía de Rusia sobre las Kuriles] y sin que se reconozca será muy difícil esperar avances en la solución de otros problemas", dijo Lavrov.

    El canciller ruso subrayó que la soberanía de Rusia sobre las islas Kuriles no está en discusión.

    "Dimos a entender a nuestros amigos de Japón que la soberanía rusa sobre las islas (Kuriles) no se discute, es territorio de Rusia, y también llamamos su atención sobre el hecho de que Japón las designe 'territorios del norte', lo que es inadmisible para Rusia", señaló Lavrov.

    Destacó además que Moscú y Tokio confirmaron su disposición a desarrollar su labor conjunta con base en la declaración de 1956.

    "Ello significa la invariabilidad del paso más importante: el pleno reconocimiento por parte de Japón de los resultados de la II Guerra Mundial y de la soberanía de Rusia sobre todas las islas Kuriles del Sur", subrayó el ministro.

    Te puede interesar: EEUU no desplegará sus tropas en las Kuriles, ¿por qué?

    Discrepancias sobre el tratado de paz

    Moscú y Tokio mantienen diferencias importantes sobre el tratado de paz, pero las partes acordaron continuar el trabajo conjunto en base a la declaración soviético-nipona del año 1956, comunicó el ministro ruso de Asuntos Exteriores.

    "Todavía tenemos discrepancias significativas, inicialmente las posiciones eran diametralmente opuestas (…) pero la voluntad política de nuestros líderes para normalizar completamente las relaciones entre Rusia y Japón nos impulsa a intensificar este diálogo", dijo Lavrov.

    El ministro subrayó que Rusia y Japón reafirmaron su disposición a trabajar en base a la declaración de 1956, "lo que significa sobre todo que el primer paso debe ser el reconocimiento por Japón de todos los resultados de la Segunda Guerra Mundial, incluida la soberanía de Rusia sobre las islas Kuriles".

    La primera ronda de las consultas entre Lavrov y Kono sobre el tratado de paz se celebra este 14 de enero en Moscú.

    El canciller japonés confirmó también que Putin y Abe se reunirán el 22 de enero.

    "Durante los debates de hoy llevamos a cabo la preparación de la visita del primer ministro Abe a Rusia, las negociaciones de alto nivel durante la visita a Rusia tendrán lugar el 22 de enero después del mediodía", dijo el diplomático.

    Por su parte el servicio de prensa del Kremlin destacó que los dos mandatarios abordarán problemas actuales relacionados con la firma del acuerdo de paz entre los dos países y el desarrollo de la cooperación bilateral en diferentes esferas.

    Los gobernantes examinarán además los temas de la agenda internacional y regional.

    En noviembre de 2018, el presidente de Rusia, Vladímir Putin, y el primer ministro japonés, Shinzo Abe, acordaron en una cumbre en Singapur impulsar las negociaciones sobre el tratado de paz con base en la declaración soviético-japonesa de 1956, el único documento reconocido por ambas partes.

    Tema relacionado: Shinzo Abe insta a romper "el caparazón de desconfianza" entre Japón y Rusia

    En diciembre, en una reunión en el ámbito de la cumbre del G20 en Buenos Aires, el presidente ruso y el primer ministro japonés dispusieron crear un nuevo mecanismo de consultas sobre el tratado de paz, que deben ser supervisados por Lavrov y Kono.

    Durante décadas, Tokio ha condicionado la firma del tratado de paz con Rusia, un asunto pendiente desde 1945, a la devolución de las islas Iturup, Kunashir, Shikotan y Habomai, los "territorios del norte" para los japoneses.

    Japón se escuda en el Tratado Bilateral de Comercio y Fronteras que firmó con Rusia el 7 de febrero de 1855.

    Moscú, a su vez, subraya que esos territorios fueron traspasados a la Unión Soviética por acuerdos internacionales al término de la II Guerra Mundial y que Rusia asumió la soberanía de dichos territorios como sucesora legal de la URSS.

    Etiquetas:
    riesgos, militarización, actividad, seguridad, Serguéi Lavrov, Japón, China, EEUU, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik