12:20 GMT22 Septiembre 2020
En directo
    Política
    URL corto
    360
    Síguenos en

    Turquía aseguró que el primer suministro de los aviones estadounidenses F-35 debería realizarse el 21 de junio pese a las protestas del Congreso de EEUU. Según el experto militar Serguéi Sudakov, entrevistado por Sputnik, Ankara está ganando en el gran juego político con EEUU.

    El Pentágono confirmó la fecha de la entrega de dos aviones de combate estadounidenses F-35 a Turquía.

    "Estados Unidos está ahora empezando a darse cuenta de que Turquía está actuando independientemente. Esto se debe al hecho de que Ankara ha dejado de creer en la potencia y la fuerza de la OTAN", explica el analista.

    Según Sudakov, Turquía hace un giro hacia Rusia.

    "Los sistemas S-400 son una especie de punto de inflexión en las relaciones entre Turquía y el mundo occidental, al que se unió cuando se convertió en miembro de la OTAN en 1952. Hoy Turquía entiende que el Turk Stream le dará mucho más que las 'garantías de seguridad' estadounidenses, que también salen muy caras", opina.

    Para el experto, EEUU no logrará que Turquía cambie de opinión. Agregó que "Estados Unidos ahora depende del suministro de la maquinaria más que Turquía, ya que el mercado de las aeronaves es grande. Por ejemplo, los aviones rusos superan los estadounidenses en varios aspectos".

    "De todas maneras, la ventaja en el gran juego político la tiene Turquía. Puede decidir si ser miembro de la OTAN o no, si comprar armas de Rusia o de EEUU. Creo que los turcos piensan abordar estos problemas de manera pragmática: entienden que estar 'enganchados' a la OTAN y comprar solo armas occidentales no es correcto y hay que diversificar las fuentes de suministro", opina Sudakov.

    Dos días antes de la transferencia de los cazas, el Senado de EEUU avaló un borrador del presupuesto militar para el 2019 que excluye a Turquía del programa del F-35, el avión de combate más caro de la historia.

    Los legisladores estadounidenses justifican esa decisión con que Ankara planea estrechar la cooperación militar con Moscú y adquirir el avanzado sistema ruso de defensa antiaérea S-400, lo que a su juicio socava la seguridad de la OTAN.

    Turquía, que había pedido un total de 100 aviones F-35 y pagó por adelantado 800 millones de dólares a EEUU, califica de chantaje la demanda de anular la transacción de los S-400 con Rusia.

    Tema relacionado: ¿Qué se oculta tras la decisión estadounidense de suspender la entrega de los F-35 a Ankara?

    Etiquetas:
    política, S-400 Triumf, F-35, OTAN, Rusia, EEUU, Turquía
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook