06:56 GMT +325 Noviembre 2017
En directo
    El Arca de la Paz china

    El Arca de la Paz: el poder blando y duro de la diplomacia marítima de China

    © AFP 2017/ GREGORY BOISSY
    Política
    URL corto
    1891110

    La misión del hospital militar flotante el Arca de la Paz en los países de Asia Meridional, Oriente Medio y África Oriental es humanitaria. De esta manera, China ayuda a resolver problemas sociales agudos, mejorando su imagen y facilitando la entrada a esos mercados de las empresas chinas.

    La larga marcha del Arca de la Paz es más bien un recordatorio de la capacidad de China de tomar bajo su paragua militar a los países que estén interesados en una cooperación activa con el gigante asiático, sostienen los expertos entrevistados por Sputnik.

    Durante las visitas a los puertos de distintos países, los marineros chinos brindan asistencia médica gratuita a la población local y comparten su experiencia profesional con colegas.

    La cooperación humanitaria permitirá a los pueblos y a los Estados entenderse mejor entre sí, sostiene el politólogo ruso y analista del Instituto Ruso de Estudios Estratégicos Azhdar Kúrtov.

    La atención sanitaria es una esfera que está menos politizada. De hecho, las acusaciones y reproches contra China de que está llevando a cabo planes expansionistas en África carecen de sustento. "Esta iniciativa demuestra que China está siguiendo de manera consistente su dirección en política exterior, tratando de fortalecer la cooperación con varios continentes y países", puntualiza el analista.

    Esta visión de Kúrtov es compartida por el director del Centro de Estudios del Sur del Océano Pacífico, Shen Shishun.

    El buque militar chino el Arca de la Paz, diseñado para proporcionar servicios de salud a los Estados con pocos recursos, ahora se encuentra en su sexta misión. China considera que es una oportunidad para promover la estabilidad regional y el desarrollo, fortaleciendo a su vez su poder blando y asegurando una imagen favorable de China en el mundo.

    El Arca de la Paz realizó viajes en el Asia Meridional, el sur del Pacífico, África, América Latina y el Caribe, incluso visitó Australia. Sin embargo, el hecho de que el barco entrara en el puerto de Yibuti, donde el 1 de agosto China oficialmente abrió su primera base militar en el extranjero, no puede haber pasado desapercibido por la opinión pública.

    "La misión del Arca de la Paz en Yibuti refleja la intención del Ejército Popular de Liberación de convertirse en un socio serio y fiable en las misiones humanitarias de China", resalta Mathieu Duchatel, subdirector del programa Asia y China en el Consejo Europeo de Relaciones Exteriores, al diario South China Morning Post.

    La presencia del Arca de la Paz en Yibuti hace recordar que la Marina de Guerra china está tratando de recurrir al poder blando para obtener el apoyo de la población local.
    Sin embargo, el director de la Escuela de Estudios Orientales de la Escuela Superior de Economía de Rusia, Alexéi Máslov, opina que con la ayuda del poder blando y las inversiones normalmente se trata de presionar a las élites locales empresariales.

    "En este caso, la presencia de la Armada hace recordar las capacidades del poder duro de las que dispone China. Durante décadas, China ha apostado solo por el poder blando, y al principio esta actitud dio frutos. Pero al mismo tiempo China se ve constantemente criticada, incluso por expertos estadounidenses, de que aún no puede defender militarmente sus logros. Ahora China quiere mostrar a sus socios potenciales que en realidad tiene todos los medios necesarios para proteger con su paraguas militar a aquellos países con los que está colaborando activamente", afirma el experto.

    La misión del Arca de la Paz es una señal de que China ha incluido la diplomacia marítima en su proyecto global Cinturón y Ruta de la Seda, resume Máslov.
    En total, es la sexta salida del hospital militar flotante desde 2010. La misión actual comenzó a principios de agosto y durará unos 150 días.

    Vea más: China avanza en África, ¿altruismo o alza del neocolonialismo?

    Además:

    El 'poder blando' ya no es monopolio de EEUU
    China y EEUU: vecinos y rivales militares en el Cuerno de África
    Etiquetas:
    poder blando, Yibuti, África, China
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik