En directo
    Banderas de EEUU y Cuba

    Cubanos y estadounidenses respaldan la iniciativa contra el bloqueo a Cuba

    © REUTERS/ Jonathan Ernst
    Política
    URL corto
    La nueva política de Donald Trump hacia Cuba (43)
    302

    LA HABANA (Sputnik) — Cubanos "de a pie" en esta capital y la organización estadounidense Engage Cuba en un comunicado elogiaron la reciente introducción en el Senado norteamericano de un proyecto de ley dirigido a levantar el bloqueo de Washington contra la isla.

    "Es importante que en estos momentos se presente en el Senado estadounidense una iniciativa que busca eliminar el bloqueo mediante una ley, puesto que esa política lacera económica y socialmente al pueblo cubano desde hace ya casi 60 años", dijo a Sputnik en la avenida 23, de El Vedado, Jorge Luis Palmero, un mestizo de unos 30 años.

    Identificado como asistente de cámara de un equipo independiente de filmación de videos, Palmero subrayó que ese proyecto es también una contrapartida al "cambio absurdo" de política del presidente Donald Trump, quien en su opinión parece desconocer la historia y la secuencia del ADN de los cubanos.

    "Yo, por ejemplo —sostuvo- pertenezco a la hermandad religiosa abakuá, de origen africano carabalí, que defiende socialmente los valores morales, y si Trump conociera la historia y el ADN de nosotros supiera que los principios ni los vendemos ni los anexamos a los de nadie".

    Calificó el entrevistado de "descabellada" la política de Trump por proponer lo que denominó como "anexionismo", y subrayó que en la última década del siglo XIX los independentistas cubanos bajo el liderazgo de José Martí (1853-1895) iniciaron la lucha armada contra España para no ser absorbidos por el vecino del norte.

    Insistió en que cualquier presidente de Estados Unidos debe entender primero cómo piensan los cubanos y después tratar de entablar una relación de igualdad entre los dos pueblos, lo cual consideró necesario, "pero sobre bases de respeto a los criterios y las posturas políticas diferentes".

    Por su parte, mientras degustaba un emparedado y un refrescante batido de mamey en una paladar (restaurante-cafetería) de la calle H, en El Vedado, el poeta y artista de la plástica cubana César López expresó su beneplácito porque se debata un proyecto contra el bloqueo en el Senado estadounidense, acontecimiento al que se refirió como "una esperanza".

    Sin embargo, aclaró que de ese gesto a saldar las deudas históricas de los políticos norteamericanos con la isla por lo que Washington denomina embargo y los cubanos bloqueo va un largo trecho.

    "Quisiéramos que las relaciones bilaterales no tuvieran más retroceso y se acaben de consolidar bajo los principios del respeto a la autodeterminación, pero resulta muy difícil conciliar los intereses imperiales con los de una vecina nación soberana e independiente", razonó el intelectual.

    Subrayó López que el presidente Barack Obama adelantó "un poquito" en esta dirección pese a que según su criterio hizo declaraciones lesivas contra los intereses de los cubanos.

    Opinó, no obstante, que fue "un paso de avance", y su actitud contrasta con el cambio de política de Trump a quien calificó de freno al progreso en el campo de los nexos bilaterales.

    "Espero que avance esta iniciativa en el entramado congresional norteamericano y contribuya a la eliminación definitiva del bloqueo", enfatizó López al insistir en la "necesidad natural" del intercambio entre creadores de ambas partes.

    En Washington, el presidente de la Coalición Engage Cuba, James Williams, aplaudió al senador demócrata Ron Wyden por presentar la Ley de Comercio de Cuba 2017, que establecería relaciones comerciales normales con la isla, según la web de esa alianza antibloqueo.

    Otros seis miembros del partido azul —Patrick Leahy, Dianne Feinstein, Richard Durbin, Tom Udall, Patty Murray Y Jeff Merkley- copatrocinaron el proyecto de normativa.

    De progresar, la iniciativa presentada el martes derogaría textos que sustentan las sanciones contra la mayor de las Antillas, incluidas la Ley Helms-Burton de 1996, la Torricelli, de 1992, y otras directivas que obstaculizan los viajes y el comercio, además de prohibir las inversiones.

    El senador Wyden, demócrata de más jerarquía en el Comité de Finanzas de esa cámara, deploró el cambio de política ordenada por Trump el 16 de junio de este año en Miami, que restringe los viajes de los estadounidenses al país caribeño sobre la base de barreras burocráticas y elimina las visitas educativas a título individual.

    Igualmente, prohíbe cualquier transacción comercial con empresas vinculadas con el Ministerio de las Fuerzas Armadas y los servicios de inteligencia y seguridad.

    Tema:
    La nueva política de Donald Trump hacia Cuba (43)
    Etiquetas:
    Cuba, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik