Widgets Magazine
06:08 GMT +317 Septiembre 2019
En directo
    Nikki Haley

    Embajadora de EEUU ante la ONU clama por una Siria sin Asad

    © REUTERS / Joshua Roberts
    Política
    URL corto
    Escalada en Siria tras el presunto ataque con armas químicas en Idlib (403)
    408
    Síguenos en

    WASHINGTON (Sputnik) — Una solución política para Siria será imposible mientras el presidente Bashar Asad permanezca en el poder, declaró la embajadora de EEUU ante la ONU, Nikki Haley.

    "No existen opciones que hagan posible una solución política con Asad a la cabeza del régimen" sirio, aseguró Haley en una entrevista con CNN.

    Según la diplomática, "si miramos sus acciones, si miramos la situación, resulta difícil imaginar un gobierno pacífico y estable con Asad".

    Estos comentarios de Haley continúan las declaraciones de la Casa Blanca de que EEUU está preparado a tomar medidas adicionales para "defender sus intereses nacionales" en Oriente Medio.

    De esta manera, la embajadora de Washington repitió palabra por palabra las declaraciones de la administración anterior de EEUU, pese a que apenas días antes el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, había afirmado que el gobierno de Asad en Siria era una "realidad política" y que su derrocamiento ya no era una opción prioritaria.

    Según Haley, el "cambio del régimen" en Siria ocurrirá tarde o temprano, pues "todos verán que Asad no es el líder que Siria necesita".

    Precisó a la vez que la salida de Asad no es la única prioridad para EEUU.

    "Hay varias prioridades, deshacernos de Asad no es la única: primero, intentamos derrotar a Daesh (autodenominado Estado Islámico, proscrito en Rusia), segundo, no habrá paz en Siria mientras esté Asad ahí, tercero, hay que eliminar la influencia iraní, y, finalmente, avanzar hacia una solución política, pues la situación es muy complicada", comentó la embajadora.

    En la madrugada del 7 de abril, EEUU lanzó 59 misiles de crucero Tomahawk desde los buques de guerra emplazados en el Mediterráneo contra la base aérea de Shairat, en la provincia de Homs, afirmando, sin presentar pruebas algunas, que el presunto ataque químico a la ciudad de Jan Sheijun del martes se realizó desde esta base siria.

    De acuerdo con el gobernador de Homs, esta operación de EEUU causó siete muertos, incluidos dos civiles, mientras que una fuente del Ejército sirio informó de diez militares abatidos.

    En respuesta al bombardeo estadounidense, Rusia suspendió la vigencia del memorando con EEUU sobre la seguridad de los vuelos en Siria.

    La opositora Coalición Nacional para las Fuerzas de la Oposición y la Revolución Siria denunció el martes pasado que un ataque químico contra Jan Sheijun causó 84 muertos y más de 500 heridos y cargó la responsabilidad a las tropas gubernamentales.

    Los altos mandos del Ejército sirio rechazaron decididamente estas acusaciones y responsabilizaron del ataque a los extremistas y sus patrocinadores, mientras que Damasco enfatizó que nunca usó ni usará las armas químicas.

    El Ministerio de Defensa de Rusia informó entonces que la aviación siria atacó los depósitos de municiones de los yihadistas cerca de Jan Sheijun que contenían armas químicas que iban a suministrarse a terroristas en Irak.

    Tema:
    Escalada en Siria tras el presunto ataque con armas químicas en Idlib (403)

    Además:

    Lavrov califica de falsos los argumentos de EEUU a favor de ataque a base siria
    Zajárova: el ataque de EEUU contra la base en Siria fue un "acto de autoafirmación"
    Las posibles consecuencias del ataque de EEUU contra Siria
    "El ataque de EEUU contra Siria también afectó a Turquía"
    Etiquetas:
    Bashar Asad, Nikki Haley, Siria, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik