En directo
    Banderas de EEUU y Cuba

    "EEUU quiere evitar discriminación hacia Cuba al poner fin a política migratoria"

    © AP Photo/ Fernando Medina
    Política
    URL corto
    0 39513

    NUEVA YORK (Sputnik) — La decisión del Gobierno de EEUU de eliminar la política migratoria de "pies secos, pies mojados", que permitía a los ciudadanos cubanos que llegaran a suelo estadounidense permanecer en ese país legalmente, es una medida para que Cuba no se sienta excluida respecto a otros países, dijo a Sputnik el director del Centro de Excelencia de la UE de la Universidad de Miami, Joaquín Roy.

    "El Gobierno cubano considera que esa medida de tantos años invita, favorece la inmigración, que pudiéramos llamar discriminatoria, no digamos ilegal, sino discriminatoria, y esto es lo que (el presidente saliente de EEUU, Barack Obama) ha decidido a última hora", dijo Roy.

    La medida es parte del proceso de "deshielo" de las relaciones entre Cuba y EEUU iniciado en 2014, y según Roy, Obama está "erosionando lo que considera que se puede erosionar y lo que se puede ir recortando, sin llegar a la eliminación total del embargo" económico contra la isla.

    EEUU anunció en un comunicado de prensa que a partir de ahora los cubanos que intenten ingresar ilegalmente a EEUU y no se compruebe que estén necesitados de ayuda humanitaria "serán deportados".

    La resolución tiene un "efecto inmediato", anunció la Casa Blanca.

    "La intención de todas esas medidas es sencillamente quitar todo lo que se considera que es excepcional en el caso de Cuba; si por un lado (EEUU) lo elimina de la lista de países que favorecen el terrorismo, la votación de las Naciones Unidas contra el embargo ha sido sistemática, y en la última el propio Gobierno de EEUU se ha abstenido, entonces ahora viene esta (medida)", señaló Roy, de la Cátedra Jean Monnet de la Comisión Europea.

    Según un estudio del Centro de Investigación Pew, durante los primeros 10 meses de 2016 un total de 46.635 cubanos ingresaron a EEUU, superando el total del año fiscal 2015, cuando se registró la entrada de 43.159 personas provenientes de la isla.

    Por su parte, el presidente electo de EEUU, Donald Trump, ha criticado en varias ocasiones el restablecimiento de las relaciones bilaterales entre ambos países y ha dicho que revisará el proceso cuando asuma su mandato.

    "Vamos a tener que esperar a que el nuevo gobierno de EEUU pueda tomar otra medida que corrija esta, pero de todas maneras teniendo en cuenta la legislación, lo que se ha decidido ahora se tendría que corregir mediante otras medidas, que tendrían que ser ejecutivas y ser refrendadas por diversas ramas del gobierno norteamericano", aseveró Roy.

    El Gobierno de Cuba, liderado por Raúl Castro, celebró la decisión de EEUU en una declaración en el periódico Granma, órgano oficial del Partido Comunista de Cuba, y reiteró que su propósito es el de "alcanzar la plena normalización de las relaciones migratorias entre los dos países".

    La política "pies secos, pies mojados", que sólo ha sido aplicada a inmigrantes cubanos, comenzó en 1995 bajo la presidencia de Bill Clinton (1993-2001) como un compromiso entre las dos naciones tras la continua inmigración proveniente de la isla caribeña.

    La ley garantizaba la residencia en EEUU a los cubanos que lograran pisar suelo estadounidense, mientras que deportaba a quienes eran interceptados o encontrados en el mar.

    Luego de 54 años sin relaciones diplomáticas, Cuba y Estados Unidos acordaron restablecer sus vínculos, y el 20 de julio de 2015 Cuba reabrió su Embajada en Washington mientras el 14 de agosto del mismo año EEUU hizo lo propio en La Habana. 

    Además:

    Cuba exige una compensación a EEUU por los 60 años de bloqueo
    Obama destaca que su administración abrió nuevo capítulo con Cuba
    ¿Tienen futuro las relaciones entre Cuba y EEUU?
    Etiquetas:
    migración, migrantes, Cuba, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik