En directo
    Política
    URL corto
    0 12
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — El Ministerio de Defensa de Rusia refuta las acusaciones del ministro de Exteriores de Gran Bretaña, Boris Johnson, respecto a la participación rusa en el ataque contra el convoy humanitario en la ciudad siria de Alepo y le propone presentar pruebas de sus afirmaciones, declaró el portavoz de la entidad, Ígor Konashenkov.

    "Ahora en el papel de pregonero en escena brilla Boris Johnson, que advirtió (con un mes de atraso) la culpa de Rusia tras observar ciertas fotografías satelitales de 'libre acceso'; señor Johnson, ¿podría usted abrir ese 'libre acceso' y mostrar las fotos a alguien más?", señaló el representante de la entidad militar rusa.

    Según Konashenkov, "desde el 20 de septiembre observamos la tercera oleada de acusaciones sobre la supuesta implicación de Rusia en la destrucción del convoy humanitario en Alepo".

    "Y cada vez, junto a los conjuros rutinarios escuchamos sobre declaraciones de 'testigos-voluntarios' que después resultan ser combatientes de Al Nusra, luego sobre ciertas 'pruebas irrefutables' en poder de la inteligencia estadounidense que poco después desautorizó ante el Congreso norteamericano el jefe del Estado Mayor Conjunto del Ejército de EEUU, general Joseph Dunford", afirmó Konashenkov.

    El portavoz del Ministerio de Defensa señaló que "la histeria rusófoba" de ciertos miembros del establishment británico desde hace tiempo no impresiona a nadie, calificando las declaraciones de Johnson de "tormenta en un vaso de agua turbia londinense".

    Durante su participación este martes en un debate especial dedicado a Siria celebrado en el Parlamento británico, el titular de Exteriores Boris Johnson declaró que Rusia era culpable del ataque perpetrado contra el convoy humanitario de la ONU en Alepo.

    Según el canciller, fotografías satelitales de libre acceso muestran que el ataque fue realizado vía aérea y en la oscuridad, por lo que concluyó que ya que el Ejército del presidente de Siria, Bashar Asad, carece de posibilidades de realizar ataques nocturnos, todas las pruebas apuntan contra Rusia.

    Konashenkov recordó que hasta el momento solo la entidad militar rusa publicó un vídeo real donde se observaba que junto al convoy humanitario transitaba un mortero "humanitario" de gran calibre.

    Lea más: La irónica respuesta de Zajárova al "despiadado Boris Johnson"

    Además, el portavoz añadió que el Ministerio de Defensa, al disponer de datos reales del control objetivo de la situación aérea en la región de Alepo en la noche del 19 de septiembre, conoce el motivo exacto por el que "se extinguió el interés en este tema por parte de los colegas estadounidenses".

    "No había ningún avión ruso en la zona donde se encontraba el convoy humanitario en Alepo, eso es un hecho, y todas las supuestas "pruebas" que usted ha esgrimido no valdrán ni un penique si a alguien se le ocurre realmente abrir el acceso a ellas", emplazó Konashenkov al canciller británico.

    El pasado 19 de septiembre un convoy humanitario de la ONU fue atacado en las inmediaciones de la localidad de Urm al Kubra, situada al suroeste de la ciudad de Alepo.

    La misión humanitaria estaba acordada con Damasco y los grupos armados de la oposición.

    Según el Comité Internacional de la Cruz Roja, unas veinte personas murieron como resultado de la agresión, y 18 de los 31 camiones fueron destruidos.

    El Ministerio de Defensa ruso publicó imágenes captadas por sus drones que muestran el desplazamiento de una camioneta con un mortero de los terroristas junto al convoy.

    Informó también que en esta zona fue detectado un dron estadounidense capaz de atacar blancos terrestres, hecho que niega el Pentágono.

    El ente ruso subrayó que precisamente la noche del ataque a la caravana de la ONU los terroristas del Frente Fatah al Sham (antiguo Frente al Nusra, proscrito en Rusia y otros países) iniciaron en Alepo una ofensiva con fuego de artillería y tanques.

    Además, Rusia informó a EEUU que en ese momento no había aviones rusos en la zona.

    Rusia en reiteradas ocasiones insistió en que decide qué blancos atacar solo tras comprobar la información correspondiente de manera escrupulosa.

    Las informaciones de que la Fuerza Aeroespacial rusa supuestamente ataca infraestructuras civiles jamás han sido confirmadas con pruebas.

    Además:

    Rusia publica imágenes del monitoreo del convoy atacado en Siria
    Defensa sirio acusa a EEUU de planear el ataque contra el convoy humanitario en Alepo
    EEUU se niega a publicar los datos sobre el ataque aéreo contra el convoy en Siria
    Mosсú explica el objetivo oculto de las acusaciones de EEUU por el ataque al convoy en Alepo
    Etiquetas:
    convoy humanitario, Ígor Konashenkov, Boris Johnson, Reino Unido, Siria, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik