19:32 GMT +326 Septiembre 2017
En directo
    Vladímir Putin, presidente de Rusia, y Xi Jinping, presidente de China (Archivo)

    EEUU aún no ha decidido si su enemigo es Rusia o China, según experto

    © AP Photo/ Carlos Barria
    Política
    URL corto
    0 4585112

    Michael T. Klare, profesor de la Universidad de Hampshire y autor de libros como "Blood and Oil" y "Resource Wars", ha publicado un artículo en TomDispatch.com y The Nation en el que analiza la indecisión en la política exterior y militar estadounidense a la hora de decidir quién es su principal enemigo.

    En opinión de Klare, tanto la Casa Blanca como las cúpulas de los partidos Demócrata y Republicano son incapaces de hacer frente a las nuevas crisis según aparecen: identificar al rival "constituye la esencia de la planificación estratégica", pero en Washington reina el caos "desde que el presidente (George W.) Bush declaró la guerra global contra el terrorismo".

    Para Klare, más allá del consenso respecto a la necesidad de aplastar al Estado Islámico (EI), evitar que Irán consiga la bomba atómica y armar a Israel, es sorprendente la confusión del pensamiento estratégico "entre los responsables políticos del Gobierno de Obama y sus opositores republicanos".

    Así, mientras el republicano Jeb Bush y otros consideran que Rusia representa "la mayor amenaza para los intereses globales de los Estados Unidos", otros estrategas, mayoritarios entre los asesores cercanos al presidente Obama, señalan como gran problema a China y sus supuestos planes expansionistas y militares, así como su imparable poderío económico en las regiones de Asia-Pacífico, África y Latinoamérica.

    Lea más: Soros propone a EEUU aliarse con China para evitar un eje Moscú-Pekín

    Decidir entre uno u otro supondrá, por ejemplo, apostar por armar a países como Ucrania, reforzando de paso el músculo de la OTAN en el Este de Europa, o bien olvidarse relativamente de lo que allí suceda y concentrar casi todos los esfuerzos en la región Asia-Pacífico.

    Según Klare, solo los republicanos en campaña electoral —con la excepción de Rand Paul- afirman ya que Estados Unidos puede mantener un pulso múltiple con Rusia, China, el EI y Siria, aunque se trate de retórica y no de una verdadera estrategia, como la simultaneidad de los conflictos de Afganistán e Irak ha demostrado.

    Finalmente Washington se verá obligada a elegir, "y esa decisión sellará el curso de la historia", escribe el analista, que llama la atención que buena parte de ese futuro pueda jugarse en las elecciones presidenciales de 2016.

    Según Klare, una victoria de Hillary Clinton centraría los esfuerzos en China, "considerada como una amenaza a largo plazo", mientras que "una victoria republicana consagraría, sin duda, a Rusia como enemigo número uno".

    Además:

    China mantiene distancia igual con Rusia y EEUU
    Alianza ruso-china: el suicidio estratégico de Obama
    El inicio de la campaña electoral en EEUU influye en el diálogo con China, según expertos
    Etiquetas:
    Daesh, elecciones presidenciales, Michael T. Klare, Jeb Bush, Hillary Clinton, China, EEUU, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik