06:47 GMT +324 Septiembre 2018
En directo
    La ciudad siria de Duma (archivo)

    Dos periodistas occidentales cuestionan 'in situ' la versión oficial del presunto ataque químico en Duma

    © REUTERS / Bassam Khabieh
    Oriente Medio
    URL corto
    Ataque de EEUU y sus aliados contra Siria por supuesto uso de armas químicas (166)
    4250

    Las afirmaciones de los altos cargos rusos sobre que el supuesto 'ataque químico en Duma' ha sido un montaje para provocar una respuesta militar contra Damasco se ven rechazadas automáticamente por las naciones occidentales. No obstante, los periodistas de EEUU y el Reino Unido que llegaron a Siria para investigarlo sacan las mismas conclusiones.

    Es de esperar que Washington, París, Londres y sus partidarios no den mucha importancia a las afirmaciones de Moscú y Damasco sobre el carácter dudoso del supuesto 'ataque químico' en Duma.

    Para la 'coalición trilateral', que atacó Siria con docenas de misiles basándose en unos vídeos difundidos en las redes sociales y datos de unas fuentes al menos parciales en lo que al conflicto sirio se refiere, cualquier explicación proveniente de Moscú sería nula.

    Pero otra cosa distinta es cuando los periodistas de las propias naciones occidentales acuden al lugar de los hechos y tratan de averiguar qué ha pasado: entonces es más difícil descartar sus conclusiones.

    Los periodistas Robert Fisk, del diario británico The Independent, y Pearson Sharp, de la cadena estadounidense One America News, ambos visitaron el lugar del supuesto ataque químico y entrevistaron a los residentes locales y testigos de la actuación de los Cascos Blancos.

    El vídeo es real, el ataque es falso

    En su reportaje Robert Fisk, destacado periodista británico galardonado con varios premios nacionales por su trabajo, afirma haber llegado a Duma como parte del grupo de los periodistas protegidos por los militares sirios. Tras llegar al lugar, el grupo se dispersó por la ciudad.

    En Duma, el periodista localizó el mismo hospital donde fue grabado el vídeo del supuesto 'ataque químico' y habló con los pacientes y el personal médico.

    Es aquí donde el doctor Assim Rahaibani confirmó a Fisk la realidad de la grabación difundida, al dudar que se tratara de los efectos de sustancias tóxicas.

    "[El día del 'ataque'] mucha gente ingresó en el hospital con síntomas de hipoxia causada por el polvo creado por las explosiones. Luego, de repente, un representante de los Cascos Blancos abrió la puerta y gritó: "¡Gas!" y se desató el pánico", explicó el doctor al admitir que personalmente no estaba presente en el momento de la grabación, y se basaba en los testimonios de otros empleados.

    Fisk prosigue a citar algunas conversaciones con residentes de la zona, quienes, en algunos casos, ni siquiera sabían que un 'ataque químico en Duma' fue lo que propició una lluvia de misiles sobre Siria.

    En este sentido, admite que se debe en gran parte a un cierto aislamiento de la población de Duma de las fuentes de información tradicionales, pero comenta que ninguno de sus interlocutores dio testimonio de incidentes con sustancias tóxicas de las áreas cercanas.

    Ninguno de los vecinos en el lugar confirma el 'ataque'

    El corresponsal de One America News (OAN), Pearson Sharp, formó parte del mismo grupo de periodistas y siguió en Duma un camino parecido al de Robert Fisk, aunque no sin sus diferencias.

    En su reportaje, Sharp presta mucha atención a entrevistar a múltiples personas corrientes y 'disipar' así el popular temor de los círculos periodísticos occidentales, que es la presunta presencia de los 'agentes del Gobierno' entre los interlocutores.

    El vídeo de OAN está disponible en inglés:

    Habló con docenas de habitantes de Duma cerca del lugar del supuesto 'ataque' y afirma que "cada uno de ellos coincide en que se trata de un montaje" organizado para aliviar la presión sobre los grupos armados por parte del Ejército Árabe Sirio.

    Sharp visitó también el mismo hospital donde fue grabado el vídeo de los Cascos Blancos. El periodista estadounidense afirma haber entrevistado a uno de los médicos, un testigo directo de la escenificación:

    "No pasaba nada fuera de lo normal, pero de repente, un grupo de desconocidos irrumpió en el hospital alarmando sobre 'un ataque químico' y empezó a echar agua contra las supuestas víctimas", cita Sharp a su interlocutor al agregar que los médicos del recinto se asustaron y trataron de ayudar a los visitantes de cualquier manera.

    Después de grabarlo, los desconocidos simplemente se fueron del hospital. Según el médico, no había ningún indicio de que ninguno de los visitantes sufriera de los efectos de sustancias tóxicas.

    "Después de todo esto, no se ha presentado ninguna evidencia del supuesto 'ataque químico'. No puedo afirmar que no hubo [ningún ataque], pero aquí en el sitio, por lo que los residentes locales, los médicos, los soldados y la policía me dicen, nadie vio ninguna prueba sólida de que hubiera ocurrido tal ataque", concluye Sharp.

    'Profecías' de Rusia

    El supuesto 'ataque químico' en Duma ocurrió el pasado 7 de abril. Ya la noche del día 14, EEUU, Francia y el Reino Unido lanzaron ataques aéreos masivos contra Siria en calidad de 'represalias' sin realizar ninguna investigación de lo sucedido.

    Rusia hace meses que venía advirtiendo sobre los planes de los grupos armados opositores al Gobierno sirio de simular ataques con sustancias tóxicas y así provocar una acción bélica de las naciones occidentales contra Damasco.

    En una de las advertencias más claras, el jefe del Estado Mayor ruso, Valeri Guerásimov, expuso claramente el 'guion' de la escenificación y la posterior agresión militar de EEUU, desaconsejando recurrir a una acción bélica por una razón tan dudosa y revelada de antemano.

    Ya después del falso 'ataque', Moscú desmintió que hubiera pacientes intoxicados en los hospitales de Duma, mientras el representante permanente ruso ante la ONU, Vasili Nebenzia, denunció el montaje durante una reunión extraordinaria del Consejo de Seguridad, buscando prevenir la agresión no justificada.

    Pero tan apresuradas fueron las decisiones de Washington, París y Londres, que ningún líder de los tres países agresores ni siquiera recibió la aprobación parlamentaria para su acción bélica, ni hablar de la autorización de la ONU.

    Tampoco ninguno de los tres reveló 'evidencias sólidas' usadas para una acción tan drástica, ni a Moscú ni a sus propios parlamentos. Lo hicieron todos citando "los intereses nacionales" y "la legalidad" de su acción.

    En este caso, ¿cuáles son estos 'intereses' realmente?, y ¿de qué 'legalidad' se trata?

    Tema relacionado: EEUU declara en la ONU que está dispuesto a atacar de nuevo a Siria

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Tema:
    Ataque de EEUU y sus aliados contra Siria por supuesto uso de armas químicas (166)

    Además:

    Los misiles occidentales redujeron a cenizas un centro farmacéutico sirio
    La 'serie' de los ataques químicos en Siria, estrenada por EEUU y en trasmisión hasta ahora
    Vídeo: el Ministerio de Defensa de Rusia revela dónde y cuándo se filmó el ataque en Duma
    Estado Mayor ruso denuncia preparativos para una acción bélica de EEUU contra Siria
    El Ministerio de Defensa de Rusia fustiga a EEUU por su doble rasero en Siria
    Cómo los casos 'químicos' quiebran el actual orden mundial
    Etiquetas:
    ataque químico, guerra civil de Siria, Cascos Blancos, Vasili Nebenzia, Theresa May, Duma, Siria, EEUU, Rusia