03:21 GMT +313 Diciembre 2019
En directo
    Puesta de sol vista desde un avión (imagen referencial)

    Avión saudí con su equipo de fútbol vuela directamente a Catar por primera vez desde 2017

    © CC0 / Pixabay
    Oriente Medio
    URL corto
    0 11
    Síguenos en

    DOHA (Sputnik) — Por primera vez en dos años y medio, la selección de Arabia Saudí llegó directamente a Catar desde Riad para la Copa de Naciones del Golfo Pérsico, rompiendo el bloqueo de transporte impuesto a Doha por sus vecinos, declaró a Sputnik el comité organizador del campeonato.

    En junio de 2017 Arabia Saudí, Baréin, Egipto y Emiratos Árabes Unidos rompieron relaciones diplomáticas con Catar y suspendieron todas las comunicaciones terrestres, marítimas y aéreas con esa monarquía del golfo Pérsico, a la que acusaron de patrocinar el terrorismo. Desde entonces, sólo fue posible viajar a Catar a través de Kuwait u Omán.

    "El equipo saudí llegó para participar en la Copa del Golfo directamente desde Riad, a pesar de la prohibición de las autoridades saudíes de volar a Catar; recibieron una recepción especial en el aeropuerto internacional de Hamad en Doha", dijo el comité organizador.

    Al mismo tiempo, la selección de los Emiratos Árabes Unidos (EAU) decidió no violar esa prohibición y llegó a Catar a través de Kuwait, según aclararon los organizadores del campeonato.

    La Copa de Naciones del Golfo se inicia este 26 de noviembre por la noche con los partidos Catar-Irak y EAU-Yemen.

    La mayor parte de los partidos, incluida la final del torneo, se jugará en el Estadio Internacional Jalifa, que fue modernizado para la Copa Mundial de Fútbol 2022.

    Catar ha ganado tres veces la Copa del Golfo. La última vez fue en 2014.

    Debido a las diferencias políticas entre Catar y sus vecinos regionales, la edición de 2017 del Campeonato del Golfo se trasladó de Catar a Kuwait.

    Etiquetas:
    Golfo Pérsico, equipo, avión, fútbol, Catar, Arabia Saudí
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik