02:55 GMT +320 Noviembre 2019
En directo
    Un patrullaje de EEUU en los campo de petróleo en Siria

    Los kurdosirios se oponen a que EEUU controle yacimientos petroleros

    © AP Photo / Baderkhan Ahmad
    Oriente Medio
    URL corto
    0 101
    Síguenos en

    WASHINGTON (Sputnik) — Los kurdos de Siria no quieren que EEUU controle yacimientos petroleros en el noreste del país árabe, afirmó a Sputnik la presidenta del comité ejecutivo del Consejo Democrático Sirio (parte de las Fuerzas Democráticas Sirias, FDS), Ilham Ahmed.

    "No queremos que los estadounidenses controlen estos yacimientos", afirmó.

    Respondiendo a la pregunta de si este tema se examina con EEUU, Ilham Ahmed respondió que "se trata solo de una discusión, sobre el terreno no está pasando nada".

    Asimismo, Ahmed afirmó que los kurdos esperan que EEUU les ayude a integrarse en el sistema político de Siria, precisando que por ahora no hubo paso alguno por parte de Washington al respecto.

    La diplomática agregó que las FDS están interesadas en sostener las conversaciones sobre la posibilidad de unirse a las Fuerzas Armadas de Siria para luchar contra el Ejército de Turquía.

    "Queremos sentarnos a la mesa [de negociaciones] Los puntos de vista del Ejército de Siria y las FDS coinciden, pero nunca lucharon juntos contra el Ejército turco", dijo Ahmed preguntada si las milicias kurdas tienen planes de unirse a los militares sirios.

    Subrayó que las FDS están dispuestas a aunar esfuerzos "con [el presidente sirio, Bashar] Asad" a condición de que se lleve a cabo la reestructuración del Ejército sirio.

    Si es posible acordar "cómo gestionamos nuestros territorios, entonces sí que estamos listos para unirnos al Ejército de Siria", explicó Ahmed, indicando que ese proceso no puede llevarse a cabo rápidamente y sin consultas preliminares con Damasco.

    Además, la política aseguró que el Consejo Democrático Sirio (brazo político de las kurdo-árabes Fuerzas Democráticas Sirias, SDF) necesita fuentes de financiamiento para supervisar las cárceles donde se encuentran los terroristas extranjeros.

    "Estamos en una situación desesperada", dijo la política, agregando que "nadie quiere saber de ellos, nosotros los supervisamos, pero solo EEUU nos ayuda un poco, lo demás va por nuestra cuenta".

    Ahmed subrayó al referirse a los 6.000 miembros de ISIS (autoproclamado Estado Islámico, grupo terrorista proscrito en Rusia) y unos 12.000 miembros de sus familias, que "ningún país se atreve a recibirlos de vuelta".

    Agregó que a causa de la operación turca en Siria los presos fueron trasladados a otras cárceles, y unos 800 lograron escapar.

    La mayoría de esos prófugos son de origen sirio, pero también hay extranjeros, entre ellas nueve mujeres francesas.

    Turquía lanzó el 9 de octubre la operación Fuente de Paz en el noreste de Siria con el argumento de alejar a las milicias kurdas de su frontera y delimitar una "zona segura" para acoger a los miles de refugiados sirios que permanecen en su territorio.

    Una semana después, Ankara acordó con Washington suspender la operación a condición de que las fuerzas kurdosirias, aliadas de EEUU, fueran retiradas de la zona de seguridad.

    El 22 de octubre los presidentes de Turquía y Rusia acordaron el despliegue de policías militares rusos y soldados sirios en el norte de Siria, pero fuera del área en la que operan las tropas turcas.

    Además se estableció que las fuerzas de Rusia y Siria facilitarían el traslado de las facciones kurdas a una distancia de 30 kilómetros y que después comenzaría el patrullaje ruso-turco a diez kilómetros de la frontera tanto en dirección este como oeste del área de la operación militar turca, aunque excluyendo la ciudad de Qamishli.

    Etiquetas:
    Siria, petróleo, EEUU, kurdos
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik