Widgets Magazine
En directo
    Fuerzas especiales de EEUU en el norte Siria, 29 de marzo de 2018

    La "ironía" de EEUU: pasar a "apoyar grupos terroristas en Siria"

    © AP Photo / Hussein Malla
    Oriente Medio
    URL corto
    2312

    El Departamento de Defensa de EEUU publica un informe que da cuenta de los objetivos alcanzados en los programas de entrenamiento de fuerzas armadas en terceros países para luchar contra el terrorismo. Entre 2016 y 2017, EEUU fracasó en 13 proyectos de un total de 21. Larry Johnson, un exoficial de la CIA, explica a Sputnik el porqué.

    "En los últimos 15 años, el número de ataques terroristas ha aumentado, no disminuido. [Esto] se basa en la premisa de que los fracasos anteriores a 2001 se debieron a que Estados Unidos luchaba contra el terrorismo mediante la acción policial. Los críticos insistían en que se tenía que luchar contra él mediante operaciones militares", revela Johnson a Sputnik.

    Las consecuencias de ese incremento en el número de operaciones militares alrededor del globo son claras. "En lugar de reducir el terrorismo, de eliminarlo, lo que se ha hecho ha sido empeorarlo en muchos aspectos", se lamenta, lo que hace sospechar que, quizás, no se esté atajando el problema como se debiera. No parece que se esté abordando el problema real "metiendo dinero en el Pentágono" y "desplegando fuerzas y operaciones especiales en terceros países para entrenar a otras fuerzas" realmente no aborda la raíz de la actividad terrorista.

    Te puede interesar: ¿Cuánto le costarán a EEUU sus operaciones militares en Afganistán en 2018?

    Para Johnson es más importante el tipo de entrenamiento que se les esté dando a las fuerzas de estos terceros Estados, ya que "no tiene por qué acotar el problema con el que estás lidiando". Y es que el terrorismo se manifiesta ahora de formas mucho más diversas que en los últimos 15 o 16 años.

    "En muchísimas ocasiones se hace necesario, desde mi punto de vista, llegar hasta la raíz de la ayuda financiera [de los grupos terroristas]. Esta es una de las discrepancias más claras en Estados Unidos porque el país sostiene que Irán es el Estado que más patrocina el terrorismo cuando objetivamente queda claro que no es cierto", subraya.

    La mayoría de los ataques terroristas los llevan a cabo grupos suníes, muchos de los cuales cuentan con el apoyo de personas que viven en Arabia Saudí, añade.

    Estados Unidos excluye de su informe el conflicto en Siria. "Estados Unidos ha estado apoyando a grupos terroristas en el país", dice. Algo que para él "es la verdadera ironía en todo esto", ya que Estados Unidos fue atacado por Al Qaeda en 2001 y ha pasado a apoyar a los grupos escindidos de esa misma organización terrorista en Siria.

    Es este el problema que se debe poner sobre la mesa en Washington, insiste. Si no se ha hecho hasta ahora ha sido porque Estados Unidos decidió alinearse con Arabia Saudí y con Israel para abordar la crisis siria.

    "Lo que está pasando en Siria va más allá de ser terrorismo. Hay actores externos que están proporcionando fondos y armas (…) con las que equipan a las fuerzas rebeldes para derrocar a un gobierno legítimo. Hemos pretendido hacerle creer a la gente que el Gobierno de Basar Asad no es legítimo y el mensaje se ha difundido por todo Occidente", lamenta.

    Tema relacionado: "Agujero negro": cómo EEUU forma nuevos terroristas en el sur de Siria

    Además:

    ¿Planea EEUU construir una base militar cerca de la frontera entre Siria e Irak?
    Siria alza la voz contra la presencia militar de EEUU
    Asad: EEUU debe retirarse de Siria
    Rusia investiga el papel de EEUU en la muerte de sus soldados en Siria
    Etiquetas:
    terrorismo internacional, terrorismo, Siria, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik