En directo
    Oriente Medio
    URL corto
    582
    Síguenos en

    El príncipe heredero de Arabia Saudí, Mohamed bin Salmán, anunció la intención de convertir el país en un estado "abierto para todas las religiones y todo el mundo". El político, que desempeña el cargo de ministro de Defensa del país y de asistente del primer ministro, hizo estas declaraciones en un foro económico celebrado en Riad.

    "Volveremos a ser lo que éramos antes: un país del islam moderado", declaró el príncipe. "No vamos a gastar 30 años más de la vida en ideas destructivas. Vamos a eliminarlas ", cita la cadena Al Arabiya al político.

    Según opina la cadena, esta declaración del príncipe resulta ser "un ataque más directo de un funcionario de alto cargo" contra el establecimiento religioso conservador del país árabe.

    La vida de Arabia Saudí se rige por la Ley básica, de 10 capítulos y 83 artículos, un documento parecido en ciertos aspectos en las constituciones de otros países, recuerda el medio ruso RBC.

    Según este documento, aprobado en 1992, el islam se declara la religión del país, y el Corán y la Sunna la compilación de las enseñanzas del profeta Mahoma obtuvieron el estatus de Constitución 'formal'. La Ley básica llama a todos los ciudadanos saudíes a defender la fe musulmana y también recomienda a las Cortes que empleen las leyes de la sharía, entre otros aspectos.

    Vea más: ¿Revolución pacífica? Arabia Saudí permite a las mujeres conducir

    A lo largo de los conflictos en Oriente Medio, Riad fue reiteradamente acusado de apoyar o, al menos, mantener una postura neutral hacia los grupos extremistas que se denominan como suníes.

    Además, el país tiene relaciones muy tensas con los países musulmanes de mayoría chií, como Irán, y también con los grupos de denominación chií, como los hutíes en Yemen, el país donde Arabia Saudí realiza actualmente una operación militar que afecta gravemente la situación humanitaria.

    Lea también: ¿Reconoce Arabia Saudí su derrota en Siria?

    Mohamed bin Salman fue nombrado príncipe heredero el 21 de junio de 2017. El político visitó Rusia tres semanas antes de su nombramiento, destaca RBC, donde se reunió con el presidente ruso, Vladímir Putin. En octubre, el propio rey saudí Salman bin Abdulaziz Saud realizó una visita histórica a Moscú para tratar diferentes temas políticos y de cooperación.

    Lea también: Qué hay detrás del giro saudí hacia Rusia

    Además:

    ¿Qué puede esperar Moscú del nuevo heredero saudí?
    Rusia y Arabia Saudí tienen intereses comunes en Oriente Medio
    El nuevo príncipe heredero de la corona saudí lanza lucha contra la disidencia
    EEUU insta a Arabia Saudí a permitir mayor libertad religiosa
    Etiquetas:
    Mohamed bin Salman, príncipe, religión, islam, extremismo, Arabia Saudí
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook