En directo
    Oriente Medio
    URL corto
    4270
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — El uso del grupo militar ruso en Siria permitió interrumpir la sucesión de "revoluciones de colores" en el Oriente Medio y África, declaró el ministro de Defensa de Rusia, Serguéi Shoigú, durante una conferencia dictada en el Instituto Estatal de Relaciones Internacionales de Moscú.

    "El uso de nuestro grupo en Siria permitió resolver una tarea geopolítica, interrumpir la serie de 'revoluciones de colores' promovidas en el Oriente Medio y África", señaló el titular.

    Además el ministro Shoigú recordó que de esta forma no solo se elimina "a los terroristas en territorio de Siria sino que cumplimos la misión de evitar que vayan a nuestro país".

    Las revoluciones de colores —continuó— traen consecuencias negativas tanto militares como políticas y económicas a diversas regiones del mundo.

    "La oleada de las revoluciones de colores provocó graves cambios en la política internacional, en el balance de fuerzas en el mundo y a nivel regional", sentenció.

    A modo de ejemplo, Shoigú citó los casos de "Yugoslavia, Georgia, Irak, Libia, Ucrania, Siria", donde, según sus palabras, se aprobaron los mismos guiones de injerencia en forma de revoluciones de colores.

    Shoigú explicó: "Occidente las ve como un medio de difusión de la democracia, consistente en un derrocamiento no violento de regímenes 'no democráticos'".

    "Sin embargo, el análisis militar de los sucesos que han tenido lugar en el Oriente Medio y África del Norte, permite afirmar lo contrario, el factor de la fuerza militar es un elemento intrínseco de las revoluciones de colores", subrayó el titular.

    Según Shoigú, este factor "está presente en todas las etapas de la escalada de la revolución y el conflicto nacional que esta provoca".

    "Primero el potencial militar de las coaliciones de países que organizan el derrocamiento del Gobierno indeseado es utilizado para ejercer presiones abiertas, que tienen como objetivo no permitir que el Estado utilice las fuerzas del orden para restablecer la legalidad y el orden", explicó.

    Posteriormente, el ministro de Defensa ruso declaró que durante "el desarrollo de las acciones militares de la oposición contra las fuerzas gubernamentales, los Estados extranjeros prestan apoyo militar y económico a los rebeldes".

    El ministro señaló que debido a ello hay muchas posibilidades de que la geografía de las "revoluciones de colores" se amplíe.

    "La probabilidad de que la geografía de las revoluciones de colores se amplíe es alta, su realización permite gastos mínimos de recursos y un uso limitado de sus propias armas y fuerzas armadas para derrotar potencias regionales, alcanzando sus objetivos políticos y económicos", señaló.

    Shoigú recalcó que la única forma de evitar que este fenómeno se extienda radica en cooperar de forma estrecha con toda la comunidad internacional.

    "Como saben, gracias a la iniciativa del presidente de nuestro país a fines de enero se celebró un diálogo en torno a Siria en Astaná", recordó.

    Infografía: Los resultados de la operación rusa en Siria

    El titular de Defensa expresó su convicción de que "justamente el formato de Astaná puede llegar a convertirse en un instrumento efectivo para la crisis siria".

    Además:

    Las aeronaves de las Fuerzas Aeroespaciales de Rusia en Siria, ¡Haz tu ranking!
    Operación de Rusia contra los terroristas en Siria
    Etiquetas:
    Siria, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook