En directo
    Oriente Medio
    URL corto
    0 11
    Síguenos en

    La ONG pro-derechos humanos Human Rights Watch (HRW) ha acusado a la Autoridad Nacional Palestina (ANP) de reprimir la libertad de expresión de forma brutal en Cisjordania, tras el arresto de varios estudiantes de Hamás o simpatizantes de este grupo islámico palestino.

    "Es muy preocupante que los estudiantes estén detenidos por las fuerzas palestinas sin más razón que sus aparentes vínculos con Hamás o por sus opiniones", afirmó Sarah Leah Whitson, directora de HRW para Oriente Medio y el Norte de África.

    HRW ofrece los datos proporcionados por la organización palestina Addameer, que lleva el seguimiento del trato que se da a los presos tanto en las cárceles israelíes como en las palestinas.

    Addameer señala que a raíz de las elecciones estudiantiles en la Universidad de Birzeit (Cisjordania), el pasado 22 de abril, en las que ganó un grupo de estudiantes vinculados a Hamás, las fuerzas de seguridad detuvieron injustificadamente a 25 estudiantes.

    Algunos analistas consideran los comicios estudiantiles como un barómetro para medir el clima político en la sociedad palestina, ya que no se celebran elecciones generales ni presidenciales desde hace años.

    Tres días después de la votación en Birzeit, las fuerzas de seguridad de la ANP —liderada por el movimiento Al Fatá enfrentado con Hamás- arrestaron a Jihad Salim, un representante del grupo de estudiantes afiliados a Hamás, lo encarcelaron durante 24 horas y lo golpearon durante el interrogatorio, según denunció.

    "Empezaron insultando a mi madre, a mis hermanas, dándome bofetadas. Luego me golpearon, mientras me preguntaban cómo ganó Hamás las elecciones", explicó Salim a HRW.

    Tres días después de la detención de Salim, arrestaron a Ayman Abu Aram durante 24 horas y lo interrogaron sobre su conexión con Hamás. El 30 de abril, la policía irrumpió en casa de Musab Zalum, otro miembro del grupo estudiantil islamista, aunque no fue arrestado.

    Pero el incidente lo mantuvo alejado de su casa y del campus universitario.

    HRW pidió a Adnan Damiri, portavoz de seguridad de la ANP, que explicara los arrestos y la intimidación y malos tratos denunciados por los estudiantes. "Nunca detenemos a personas por su opinión o sus afiliaciones políticas", aseguró Damari.

    El portavoz indicó que los estudiantes arrestados eran disidentes que representan un peligro existencial para la sociedad palestina.

    "Estas personas han sido detenidas bajo acusación de incitación a la violencia sectaria y otros cargos penales", apuntó Damari.

    Pero la realidad es que en los últimos dos años, la ANP, encabezada por el presidente Mahmud Abás, ha detenido y maltratado a estudiantes por publicar declaraciones críticas con el gobierno palestino en internet.

    En noviembre del año pasado, Ayman Mahariq, estudiante de periodismo de la Universidad Al-Quds, fue detenido y golpeado por criticar a las fuerzas de seguridad de Al Fatah en Facebook. Se enfrenta a cargos penales en un juicio que empezará el 8 de junio.

    El pasado enero, Bara al-Qadi, estudiante de Birzeit, fue también arrestado por un comentario escrito en Facebook.

    Según HRW también se enfrenta a cargos penales por "insultar a un funcionario público".

    Además:

    Hamás gana las elecciones estudiantiles en la principal universidad de Cisjordania
    Hamás acusa a Abás de ser “un obstáculo” para la unidad palestina
    Hamás inicia una campaña en Gaza para fomentar “el Islam centrista”
    Las fuerzas israelíes arrestan a 29 presuntos miembros de Hamás en Cisjordania
    Etiquetas:
    Hamás, Human Rights Watch, Autoridad Nacional Palestina (ANP), Sarah Leah Whitson, Palestina
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook