16:42 GMT +325 Septiembre 2018
En directo
    Noticias

    Empresarios extranjeros desinvierten en Kirguizistán

    Noticias
    URL corto
    0 0 0

    El cambio del poder que se produjo en Kirguizistán el pasado mes de abril y la oleada de violencia étnica que se desencadenó en las regiones de Osh y Jalal-Abad a principios de junio repercuten negativamente en las inversiones foráneas, ante todo, las provenientes de Rusia y Kazajstán, escribe hoy Nezavisimaya Gazeta (NG).

    Moscú, 16 de agosto, RIA Novosti. El cambio del poder que se produjo en Kirguizistán el pasado mes de abril y la oleada de violencia étnica que se desencadenó en las regiones de Osh y Jalal-Abad a principios de junio repercuten negativamente en las inversiones foráneas, ante todo, las provenientes de Rusia y Kazajstán, escribe hoy Nezavisimaya Gazeta (NG).

    Kirguizistán. Indicadores económicos. Infografía  

    Unos 1.200 empresarios liquidaron sus negocios en Kirguizistán en julio pasado, reveló Aiguil Ruskúlova, ministra kirguís de Empleo y Migración. El Gobierno provisional nacionalizó en los últimos cuatro meses más de 30 obras industriales, entre ellos, dos yacimientos controlados por capital extranjero.

    "Es una depredación de propiedades legalizada en forma de nacionalización", afirmó el empresario Mirbek Aitibékov en una entrevista con NG. Ravshán Yeyenbékov, vicepresidente del partido "Ata Meken" ("Patria"), declaró a su vez que "la situación económica realmente es muy complicada" y admitió que "afecta en primer término a empresarios rusos y kazajos que tenían enchufes en la cúpula del anterior régimen".

    En lugar de devolver al Estado las empresas privatizadas por el clan del ex presidente Bakíev, las estructuras de seguridad "procedieron a una redistribución del patrimonio a favor de terceros, lo que asusta a muchos inversores", señaló este político. Los empresarios extranjeros, según él, "se ven obligados a abandonar sus negocios y salir de Kirguizistán" porque "no tienen a nadie para quejarse o buscar justicia". "Amenazas, secuestros y adquisiciones hostiles se convirtieron en una práctica habitual en Kirguizistán", agregó.

    Otro factor negativo, además de la campaña de nacionalizaciones y la inestabilidad política, es el cierre de fronteras con los países limítrofes. La economista Aza Migranián señaló que esta situación "frena el desarrollo de pequeñas y medianas empresas". "Recuperar la confianza empresarial es una tarea perentoria para el Gobierno pero la ausencia de algún concepto inteligible en lo económico reduce a cero todos sus esfuerzos", dijo.  

    Disturbios en Kirguizistán. Infografía 

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik