07:36 GMT +321 Noviembre 2017
En directo
    Noticias

    Moscú y Teherán han puesto en vilo a Occidente. Gazeta.Ru

    Noticias
    URL corto
    0 0 11

    Tras un paréntesis, Moscú refutó las afirmaciones de Teherán sobre el suministro de misiles antiaéreos S-300. Cargos oficiales rusos calificaron de un "tema no actual" la venta de modernos misiles antiaéreos a Irán que tanta perturbación provocaron en Occidente.

    La noticia sobre el suministro de misiles la produjo el ministro de Defensa de Irán, Mohammad Nadjar al manifestar el miércoles pasado que en el curso de 2008, Rusia suministraría a la nación persa varias decenas de sistemas misilísticos. Representantes del Ministerio ruso de Defensa corroboraron esta información a algunos medios de comunicación.

    Las palabras del ministro de Defensa iraní resultaron tanto más convincentes a raíz de la declaración hecha antes por Mijaíl Dmitriev, director del Servicio Federal para la Cooperación Técnico-Militar, en una reunión de la comisión intergubernamental ruso-iraní para la cooperación  técnico-militar. Dmítriev dijo a la prensa que Rusia iba a estudiar y tramitar cualesquiera solicitudes iraníes de adquisición de armamentos defensivos no prohibidos por convenios internacionales.

    S-300 representa en sí un sistema de misiles antiaéreos de alcance medio del que la URSS dotó a sus FFAA en 1979. La versión modernizada S-300PMU1 que Rusia supuestamente se proponía vender a Irán, está destinada para proteger los objetivos más importantes contra ataques aéreos en toda la gama de su empleo práctico. El alcance de estos misiles es de 150 kilómetros. Hasta el momento S-300 no ha sido empleado en combates. No obstante, es considerado un arma altamente eficaz.

    Irán realmente necesita misiles antiaéreos de alcance medio, sobre todo después de haber recibido de Rusia (enero de 2007) misiles de alcance corto Tor-M1. El correspondiente contrato fue suscrito en 2005.

    Según comentó Vladímir Yevséev, colaborador del Centro de Seguridad Internacional, Irán podrá crear un sistema eficaz de defensa aérea sólo en caso de adquirir S-300, porque los Tor-M1 de por sí son inútiles, pero en conjugación con S-300 pasan a constituir un tándem fuerte.

    Mientras tanto, todavía el miércoles, algunos expertos militares hacían conjeturas en el sentido de que las declaraciones de la parte iraní no eran otra cosa que un bluff. "Por lo visto, la declaración del ministro de Defensa iraní busca tantear las posturas de las parte sobre el tema dado", manifestó Yevséev. En opinión del experto, carece de sentido alguno hablar de la venta de S-300, porque Rusia no dispone de suficiente cantidad de estos misiles para venderlos, mientras Teherán no tiene medios financieros para adquirirlos.

     

     

     

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik