En directo
    Noticias

    HIJOS DE LUCHADORES ASESINADOS LANZAN MOVIMIENTO EN COLOMBIA

    Noticias
    URL corto
    0 501

    TeleSUR / 10/07/2006

    En Colombia, los hijos de los lideres políticos de izquierda asesinados en los últimos 20 años, han conformado un movimiento político y social denominado "Hijos e Hijas por la Memoria y Contra la Impunidad", que busca reavivar la memoria de los hechos en los que sus padres perdieron la vida.

    Hijos de congresistas, candidatos presidenciales, alcaldes y diputados, la mayoría del desaparecido Movimiento Unión Patriótica, buscan ahora recuperar el lugar político que los asesinatos de sus padres, la mayoría en la impunidad, dejó en la historia reciente del país.

    Ada Luz García, es una de las integrantes de este movimiento. Sus padres eran dos reconocidos líderes de la izquierda colombiana en el oriente colombiano y cuando ella tenía cinco años fueron asesinados.

    "Mi madre era alcaldesa de El Castillo, Meta, y mi padre era diputado de la Asamblea Departamental del Meta, los dos por la Unión Patriótica, fueron asesinados en el año 1992", dijo García a TeleSUR.

    Para Ada Luz, el nacimiento de este movimiento es muy importante para incentivar a muchos jóvenes a luchar por diversas causas.

    "Es importante (el movimiento) porque en la medida en que empecemos a recordar y a posicionar a nuestros seres queridos, a legitimarlos, muchos jóvenes se van a dar cuenta de eso y es posible que en la medida en que lo sepan empiecen a trabajar en causas diferentes", añadió.

    "Hijos e Hijas", nacido en Colombia, fue dado a conocer oficialmente el pasado seis de julio en la tercera Asamblea del Movimiento Nacional de Víctimas de Crímenes de Estado, realizado en Bogotá.

    Esta organización, es amadrinada por las Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, movimiento no gubernamental humanitario que exige justicia y castigo a los culpables de las desapariciones cometidas durante la dictadura en Argentina.

    La argentina Antonia Zegarra, miembro de las Madres de Plaza de Mayo, recuerda que hace siete mundiales de fútbol, comenzó la tragedia que la mantiene viajando por el mundo en solidaridad con los desaparecidos de todas las banderas y naciones.

    "En pleno mundial de Argentina (en 1978), desaparecen mis tres hijos, Alicia, Jorge y Laura, con sus respectivos esposos las chicas, y con un embarazo de casi, ya cumpliendo los nueve meses Laura, para tener su bebé", expresó la luchadora social a TeleSUR.

    La realidad violenta latinoamericana, une hoy a pueblos como el argentino y el colombiano, a través de instituciones como éstas, que buscan mantener encendida la memoria de sus tragedias, según el corresponsal de TeleSUR en la capital colombiana, Freddy Muñoz.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik