En directo
    Noticias

    CELEBRAN FIESTA RELIGIOSA POPULAR EN LA CAPITAL HAITIANA

    Noticias
    URL corto
    0 3 0 0

    TeleSUR / 05/07/2006

    Flipo es un barrio pobre a unas cuadras de la zona rica de la capital haitiana llamada Petionville. Cada julio atrae miles de personas a la fiesta anual de "Nuestra Dama de Ermitanos", una mezcla entre el catolicismo, el vudú y tradiciones propias a la nación caribeña.

    La iglesia y la ceremonia son católicas, aunque no sean reconocidas por las autoridades eclesiásticas.

    Muchas personas prenden velas con la esperanza de curarse de una enfermedad. Otras piden por el bienestar de familiares, levantan fotos y pasaportes de ellos durante el rito.

    También hay quienes traen plantas para recibir la bendición de la virgen, y después vuelven a casa para hervirlas y tomar el brebaje.

    "Venimos para rezar a María. Venimos para pedir a nuestra madre de Ermitanos que nos lave nuestro corazón, que nos limpie", señaló Deceus Saint Pierre, cura de la religión vudú.

    Jessica Pierre Louis, peregrina, asegura que "es un misticismo que hacen aquí cada año".

    La iglesia y la fiesta son conocidas por acoger a los más pobres, incluso sectores marginados de la sociedad, como prostitutas y homosexuales.

    Thierry Richemond, peregrino, dice que se siente "más cómodo aquí porque no sólo rezo, me siento feliz, porque a veces cuando vas a otras iglesias te miran, te juzgan. Pero aquí cuando vengas, tú cantas y bailas".

    La influencia del vudú es visible en la fiesta. Mientras se celebra la misa dentro de la iglesia, afuera suenan los tambores de una ceremonia paralela de esta religión haitiana con raíces africanas.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik