21:09 GMT +319 Octubre 2017
En directo
    Noticias

    ARTE Y POLÍTICA SE ENFRENTAN POR FIGURAR EN LOS MUROS MEXICANOS

    Noticias
    URL corto
    0 1 0 0

    TeleSUR / 02/07/2006

    Los partidos políticos mexicanos han inundado los muros del país con sus colores y consignas, lo que ha restado territorio a los habituales del arte de la calle, "grafitteros" y muralistas.

    Algunos miembros del colectivo manifiestan su descontento por la pérdida de espacios mientras que otros colaboran con las fuerzas políticas para dejar su huella en las paredes de México, aunque vaya con mensaje electoral.

    "Muchos partidos se han apropiado del "boom del grafitti" para hacer propaganda, contratan a grafitteros para que decoren los muros con sus colores y sus eslóganes", denunció el muralista independiente Oscar Rivera, del colectivo muralista Neza Arte Nel, del populoso barrio de Nezahualcóyotl, en la periferia del Distrito Federal (DF).

    En opinión de Rivera, "los grafitteros buscan espacios por todos lados y no les importa que los partidos no les paguen en muchos casos, que sólo proporcionen el material".

    El coste de un mural puede oscilar entre quinientos y 5 mil dólares aproximadamente, según su extensión, complejidad y los honorarios de los artistas.

    "Es muy difícil para los grupos independientes poder pintar un mural, porque se destina poco presupuesto y casi todos los encargos van a becas o premios oficiales", estima Rivera.

    El muralista asegura que algunas autoridades locales dan preferencia a los murales de propaganda frente a los artísticos y que incluso llegan a borrar trabajos realizados con anterioridad para sustituirlos por su marca.

    Los muros en los que los partidos dibujan su ideología entran en los espacios para propaganda que regula la normativa electoral y los encargados de limpiarlos después de los comicios son los gobiernos de cada Estado.

    La regulación electoral observa que los 200 metros alrededor de cada mesa electoral deben permanecer libres de propaganda desde el día antes de las elecciones, algo que podría no ser posible en el caso de los muros decorados con motivos políticos.

    "Todo grafitti o mural en un espacio público de la capital debe observar la ley electoral, las regulaciones de cada distrito y las disposiciones de la ley de Cultura Cívica del DF sobre daños al entorno urbano", explicó el coordinador de la Unidad Antigrafitti capitalina, Alejandro Favila.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik