En directo
    Noticias

    BRASIL: POLICÍA MATA A 13 DELINCUENTES QUE PLANEABAN ATACAR A COMISARÍAS

    Noticias
    URL corto
    0 4 0 0

    TeleSUR / 26/06/2006

    La policía brasileña de Sao Paulo mató este lunes a 13 personas y arrestó a otras cinco, pertenecientes a la banda conocida como Primer Comando de la Capital (PCC) quienes presuntamente planeaban ataques en centros de detención para asesinar a policías, según informó el comisario, Marco Antonio Pereira.

    El comisario Pereira, explicó a periodistas que los planes de ataques fueron interceptados y abortados gracias a escuchas telefónicas hechas por la policía, que reforzó la vigilancia en los lugares elegidos como blanco por la banda.

    En la madrugada de este lunes, unas 20 personas que llegaron a un centro de detención de Sao Bernardo do Campo, una localidad de la periferia de Sao Paulo, recibieron órdenes de asesinar a unos agentes penitenciarios que abandonaban el lugar.

    Según las autoridades, las órdenes para los ataques habrían partido desde el interior de las celdas, por medio de teléfonos celulares.

    La policía, actuó de inmediato y realizó una acción que dejó un saldo de 10 muertos y cinco detenidos.

    Por otro lado, en la localidad de Diadema, al norte de la capital brasileña, tres sospechosos murieron y un policía resultó levemente herido en otro enfrentamiento.

    En el operativo, se incautaron siete vehículos y 15 armas, dijo la policía.

    Las autoridades dijeron que la mayoría de los muertos tenía antecedentes penales.

    Los ataques contra los puestos policiales por parte del PCC comenzaron el pasado 12 de mayo por la noche, como represalia por el traslado a prisiones de máxima seguridad de 765 reclusos.

    En mayo, reclusos de la cárcel de máxima seguridad de Viana, en el estado brasileño de Espírito Santo, al norte de Río de Janeiro, mantuvieron como rehenes a 245 personas.

    En esa oportunidad, los reclusos protestaron contra el traslado de líderes del narcotráfico que fueron transferidos a una cárcel de la policía federal y mantuvieron en pánico a toda la población de Brasil.

    El resultado de estos traslados fue una dura represión policial que dejó un saldo de 200 muertos.

    Según Pereira, este nuevo ataque perpetrado en horas de la madrugada de este lunes, es otro intento de los reclusos por conseguir la flexibilización de las normas de los centros de reclusión, endurecidas luego del motín del pasado mes de mayo.

    "Por lo que entendimos, después de los atentados de mayo, hubo un endurecimiento en la disciplina en las cárceles. Y esta acción contra los agentes tenía el objetivo de ablandar ese cambio de comportamiento en las cárceles", dijo el comisario.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik