01:12 GMT21 Septiembre 2020
En directo
    Mundo
    URL corto
    0 01
    Síguenos en

    Galicia intenta controlar los fuegos en las provincias de Orense, Lugo y Pontevedra. El Gobierno autonómico cree que son intencionados.

    El fin de semana en Galicia, comunidad autónoma del noroeste español, ha terminado con un monte en llamas que aún sigue ardiendo. Más de una decena de incendios forestales, producidos entre el 12 y el 13 de septiembre, ha abrasado este rincón peninsular.

    © Sputnik . Ruptly
    Más de una decena de incendios arrasan el norte de España

    De ellos, 11 siguen activos, dos están estabilizados y uno se ha extinguido. En total, más de 7.500 hectáreas han quedado calcinadas en tres de sus provincias: Ourense, que se ha llevado la peor parte, Lugo y Pontevedra.

    La posibilidad de lluvias en las próximas jornadas espera rebajar el impacto, con 10 fuegos aún activos en Orense. Sin embargo, estas horas en las que la temperatura ha alcanzado hasta los 36 grados centígrados y el fin del verano han propiciado el desastre. En la Xunta de Galicia se inclinan por unas causas "intencionadas", todavía sin confirmar.

    José González, consejero de Medio Rural de la Xunta, ha advertido que siguen trabajando para dar con los presuntos responsables de los últimos incendios registrados en Galicia y poner fin a la "lacra" de los fuegos "intencionados". "Tenemos 11 incendios activos en la provincia de Ourense, intencionados, que se hacen en un momento en que se dice que va a haber lluvias, que se colocan en los sitios donde saben que el viento va a provocar muchos daños", ha apuntado González, subrayando que el Gobierno gallego va a "seguir encima de ellos".

    "Tenemos medios, tenemos tecnologías y van a pagar con penas de cárcel si se demuestra intencionalidad, y también con su patrimonio", ha señalado.

    González ha señalado que "todos los medios están concentrados" para tratar de contener el avance de las llamas en los 11 puntos de Orense y en los de Cuntis (Pontevedra, ya extinguido) y Quiroga (Lugo, también sofocado). El consejero ha apostillado que una brigadista ha sufrido "un golpe de calor". A la espera de la evolución de estos fuegos, González ha llamado nuevamente a la colaboración ciudadana para acabar con esta "lacra de incendiarios".

    ​En los municipios orensanos de Carzoá y Guillamil, la proximidad de las llamas a los núcleos de viviendas ha provocado el 14 de septiembre que se aumente la alarma, aunque posteriormente se ha desactivado, según la última actualización de la Xunta. En el primero hay unas 800 hectáreas afectadas. Y en el segundo, unas 260. Ambos están recibiendo la ayuda de brigadas de bomberos, efectivos aéreos y la Unidad Militar de Emergencias. Aparte, los dos incendios más grandes que ha registrado Galicia este fin de semana son los de Vilariño de Conso y Lobios, ambos en la provincia de Orense que atañen, entre los dos, a 4.000 hectáreas e incluyen el perímetro de dos parques naturales, el del Xurés y el de O Invernadoiro.

    Con lo ocurrido en Galicia, España suma 6.172 incendios forestales en 2020, según los datos más recientes facilitados por el Centro de Coordinación de la Información Nacional sobre Incendios Forestales, que recogen los siniestros del 1 de enero al 6 de septiembre. El informe muestra que un 65% (4.039) es considerado conato, es decir, de menos de una hectárea afectada y el resto (2.133) es considerado incendio. Las cifras desvelan que es el segundo año con un menor número de siniestros del último decenio, solo por encima de 2018, que sufrió 5.087 fuegos.

    De esta forma, en lo que va de 2020 se han quemado más de 46.300 hectáreas en España, un 38% menos que el periodo del año anterior. Están incluidas las 10.000 calcinadas recientemente en el siniestro de Almonaster la Real (Huelva) y las más de 4.100 quemadas en el de las comarcas cacereñas de La Vera y El Jerte, todos ya controlados. Los de Huelva y Cáceres forman parte de los 10 grandes incendios (que suponen más de 500 hectáreas afectadas) producidos en España en el 2020.

    ​A pesar de todo, estas últimas cifras quedan muy lejos de los 39 grandes fuegos que se produjeron en el 2012, el peor año en lo que respecta a incendios forestales y en el que se produjeron 13.306 siniestros, que quemaron 198.172 hectáreas. Los incendios forestales, por tanto, han afectado en 2020 al 0.17% de la superficie forestal nacional y se centran en las Comunidades Autónomas del Noroeste (Galicia, Asturias, Cantabria y las provincias de León y Zamora), donde se han localizado casi la mitad de los siniestros (48,59%).

    Etiquetas:
    España, Gobierno de Galicia, Xunta de Galicia, Galicia, montes, fuego, incendio
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook