14:56 GMT +306 Diciembre 2019
En directo
    Una ciudad después del apocalipsis

    Hambruna global y frío insólito: estas serían las consecuencias de una guerra nuclear entre la India y Pakistán

    CC BY-SA 2.0 / Hernan Fednan / City post apocalipsis
    Mundo
    URL corto
    4143
    Síguenos en

    Uno de los aspectos más preocupantes en el conflicto reavivado entre la India y Pakistán es el hecho de que ambos disponen de armas nucleares. Aunque tengan una potencia baja, su uso en la región afectaría a todo el mundo, advierten los científicos.

    Así, el investigador del Centro Nacional de Investigación Atmosférica de EEUU, Michael Mills, destacó que pocos se dan cuenta de los peligros que acarrea un posible invierno nuclear.

    De hecho, en una entrevista para el medio Business Insider, el científico señaló que en términos generales las armas nucleares son "inutilizables" debido al impacto global que tendrían.

    Aparte de la propia explosión con su bola de fuego, las bombas nucleares pueden distribuir residuos radiactivos a una distancia de cientos de kilómetros. Pero uno de los efectos más atemorizadores, señala el científico, son los fuegos.

    Según explicó, el calor intenso puede prenderles fuego a las estructuras en un radio de varios kilómetros.

    "Estas tormentas de fuego pueden liberar más energía que las propias bombas nucleares. Básicamente crean su propio clima y succionan objetos a su interior, donde estos se queman", dijo.

    Mills se basa en los datos que obtuvo en un estudio de 2014, donde fueron simulados los ataques con armas nucleares entre la India y Pakistán. En aquel escenario se emplearon solamente 50 ojivas nucleares por cada parte, lo cual constituye menos de la mitad de su arsenal.

    Tema relacionado: Proyecto 'Pavo Real': minas nucleares británicas activadas por gallinas

    Cada una de estas ojivas tiene una potencia aproximada de 15 kilotones, equivalente a la explosión nuclear que vivió Hiroshima. Según el modelo, estas explosiones elevarían a la atmósfera unos cinco millones de toneladas de humo, causando así un invierno nuclear que podría durar décadas.

    Además, hasta el 50% de la capa de ozono sería eliminada sobre las áreas pobladas de la tierra, abriendo las puertas de la radiación ultravioleta proveniente del sol. Al mismo tiempo, la temperatura sobre la superficie de la Tierra sería la más baja de los últimos 1.000 años.

    Ello afectaría a todos: a los humanos, las cosechas, las plantas, la vida animal e incluso a ecosistemas enteros. Unos cambios tan repentinos en el abastecimiento de alimentos y el "consiguiente pánico" causarían "una hambruna nuclear global", afirman los autores del estudio.

    De acuerdo con Mills, las condiciones climáticas tardarían más de 25 años en normalizarse. Al mismo tiempo, la realidad podría ser peor aún. Según el científico, el estudio se llevó a cabo en 2014, y desde entonces el arsenal nuclear de estos dos países aumentó considerablemente.

    Por lo cual, los efectos de un posible intercambio con ataques nucleares serían incluso más devastadores. "Podría ser hasta cinco veces peor de lo que hemos calculado", concluyó Mills.

    Además: India y Pakistán: chocan dos potencias nucleares

    Etiquetas:
    guerra nuclear, radiación nuclear, invierno, Pakistán, la India
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik