14:29 GMT +319 Noviembre 2018
En directo
    Mundo

    El Parlamento de Ucrania expulsa a los comunistas y restaura la mili

    Mundo
    URL corto
    0 0 0

    Los diputados de la Rada Suprema de Ucrania expulsaron a los comunistas de una sesión a puerta cerrada con participación de jefes de Seguridad y Defensa y restauraron parcialmente el servicio militar obligatorio.

    Los diputados de la Rada Suprema de Ucrania expulsaron a los comunistas de una sesión a puerta cerrada con participación de jefes de Seguridad y Defensa y restauraron parcialmente el servicio militar obligatorio.

    El Parlamentario y candidato a la presidencia de Ucrania, Piotr Poroshenko, condenó la expulsión.

    “El reglamento estipula que se puede expulsar a un diputado con 150 votos a favor. Hoy se sentó un precedente cuando aplicaron ese procedimiento a todo un grupo parlamentario. No lo apruebo”, dijo Poroshenko al indicar que todo conflicto en la Rada Suprema debe resolverse por negociaciones.

    El Ministerio ruso de Exteriores calificó esa expulsión de “burda violación de las normas elementales de la democracia y el parlamentarismo”.

    PROTESTA PARLAMENTARIA

    Por su parte, el Partido de las Regiones, antigua formación gobernante, abandonó la sesión en señal de protesta de que se desarrolle a puerta cerrada.

    “Es inconcebible. Montones de muertos en el país, y ellos tienen miedo a celebrar una sesión abierta”, declaró a Nóvosti el vicepresidente del grupo parlamentario del partido, Mijaíl Chéchetov.

    Comentó que la sesión se celebra a puerta cerrada debido a que la coalición gobernante no tiene votos suficientes para tomar decisiones de importancia.

    Más tarde, el Partido de las Regiones responsabilizó al actual Gobierno ucraniano de la escalada de tensión en el país que hace irreversible “el peligroso proceso de la desintegración” de Ucrania.

    Según un comunicado de la formación, las autoridades son culpables de agudizar el conflicto con todas las consecuencias negativas que ello originó.

    La nota agrega que un Gobierno “irresponsable, impotente y agresivo destroza el Estado (ucraniano) y hace irreversible el peligroso proceso de la desintegración” del país.

    SERVICIO MILITAR RESTAURADO

    La Rada Suprema (Parlamento) de Ucrania ratificó hoy en una sesión a puertas cerradas el decreto del presidente en funciones, Alexandr Turchínov, que reimplanta parcialmente el servicio militar obligatorio a raíz de una escalada de tensión en las regiones del sureste, según la oficina de prensa parlamentaria.

    “El decreto sienta las condiciones para completar la plantilla del Ejército, la Guardia Nacional, el Servicio de Seguridad y otras instituciones armadas (…) en función de lo que requiera la formación de las unidades militares de defensa territorial”, consta en el comunicado.

    Se hará reclutamiento parcial en Kiev y en las 24 regiones de Ucrania dentro del plazo de 45 días tras la entrada en vigor del decreto, firmado el 1 de mayo.

    VUELOS RESTABLECIDOS

    El aeropuerto de Donetsk reanudó sus operaciones tras un cierre temporal anunciado esta mañana. La medida respondía a una resolución del Servicio Estatal de Aviación de Ucrania.

    “De acuerdo a una resolución del Servicio Estatal de Aviación de Ucrania, a partir del 15.30 hora local se reanudan las operaciones en el Aeropuerto Internacional de Donetsk Serguéi Prokófiev”, dice un comunicado del ente.

    Además, las autoridades cerraron, de momento por un día, escuelas y jardines de infancia en la provincia de Donetsk a raíz de la operación especial lanzada por Kiev, según informó la administración provincial en su web.

    “Se suspendieron las clases en 61 escuelas y se cerraron 59 instituciones de puericultura”, señaló.

    También comunicó que casi 300 niños que viven en el campo quedarán en sus casas por estar suspendida la circulación de autobuses escolares.

    Mientras, en el pueblo de Debáltsevo, de la misma provincia, los federalistas tomaron bajo su control la sede del parlamento municipal, informó la web Debaltsevo Online.

    Los manifestantes que llegaron a la sede con banderas de la autoproclamada República Popular de Donetsk no encontraron resistencia. La víspera, los diputados locales presionados por los federalistas, organizaron una reunión donde decidieron apoyar el referéndum del 11 de mayo sobre el estatus de la región.

    DESCONFIANZA POPULAR

    El director del Servicio de Seguridad de Ucrania (SBU), Valentín Naliváichenko, reconoció hoy que la operación especial en el este de Ucrania inspira desconfianza a los habitantes de estas regiones.

    “La situación en las provincias de Donetsk y Lugansk es muy grave porque los civiles, los vecinos, están fuertemente influenciados por la propaganda y no confían en el esfuerzo de las estructuras del orden, Seguridad y Defensa cuyo único objetivo es eliminar a los terroristas”, declaró Naliváichenko a la prensa.

    Aseguró que las operaciones militares en el este se llevan a cabo con la máxima contención posible para evitar víctimas entre la población civil.

    A la vez, el presidente de la Academia rusa de Estudios Geopolíticos, coronel general, Leonid Ivashov, opinó que la duración de los enfrentamientos en el este de Ucrania dependerá de las pérdidas del Ejército en la operación especial.

    “Es difícil de pronosticar cuándo terminarán los enfrentamientos. Las autoridades que la gente rechaza por ilegítimas no pueden ganar una guerra. Pueden conseguir una temporal ventaja táctica, pero no es de olvidar que cada gota derramada de sangre no hace más que alimentar las ganas de resistir. Cuando a la lucha se unan decenas y centenares de personas, la correlación de las fuerzas cambiará”, dijo Ivashov a esta agencia.

    INVESTIGACIÓN FORÁNEA

    El ministro del Interior de Ucrania, Arsén Avákov, prometió invitar expertos extranjeros para investigar los sucesos del 2 de mayo en Odesa, en los que murieron decenas de personas.

    “Haremos del dominio público los resultados de la investigación, a la que estamos atrayendo expertos extranjeros para garantizar su objetividad”, escribió el ministro en Facebook.

    El presidente interino de Ucrania, Alexandr Turchínov, destituyó hoy al jefe de la Administración de la provincia de Odesa, Vladímir Nemirovski, y designó a su puesto a Ígor Palitsa.

    Entretanto, la policía confirmó este martes la información sobre 46 muertos y 3 desaparecidos.

    “Según datos oficiales, durante los acontecimientos que se desarrollaron en Odesa el 2 de mayo, en la oficina de médicos forenses ingresaron 46 cuerpos, de los que 38 fueron identificados. Además, el Interior recibió cinco solicitudes sobre desaparecidos. Más tarde se averiguó que dos de ellos murieron”, informó.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik