En directo
    Mundo

    Pyongyang pide al Consejo de Seguridad estudiar la amenaza desde EEUU

    Mundo
    URL corto
    0 0 0

    Corea del Norte instó al Consejo de Seguridad de la ONU a estudiar “como un asunto prioritario” el hecho de que Estados Unidos mantenga a Pyongyang entre los objetivos de un ataque preventivo, obligándolo así a seguir adelante con el desarrollo del arma nuclear.

    Corea del Norte instó al Consejo de Seguridad de la ONU a estudiar “como un asunto prioritario” el hecho de que Estados Unidos mantenga a Pyongyang entre los objetivos de un ataque preventivo, obligándolo así a seguir adelante con el desarrollo del arma nuclear.

    “EEUU mantiene a Corea del Norte entre los objetivos de un ataque preventivo, y esto no cambia. Es algo que el Consejo de Seguridad debe estudiar como un asunto prioritario”, declaró el embajador adjunto norcoreano ante la ONU durante una reunión sobre desarme nuclear de la Asamblea General.

    Según el diplomático, el programa nuclear de Pyongyang es una “respuesta a la política hostil de EEUU” y a sus armas atómicas desplegadas en Corea del Sur.

    Washington nunca ha confirmado ni desmentido el despliegue de armas nucleares en territorio surcoreano. A finales de 1991, el entonces presidente de la república democrática, Roh Tae-woo, anunció que en su país ya no quedaban cabezas nucleares.

    El vecino norte, quien desconfió de ese anuncio, pidió llevar a cabo una inspección conjunta para comprobar el cumplimiento del Tratado de No Proliferación, pero su propuesta fue desatendida.

    Corea del Norte se proclamó potencia nuclear en 2005 y hasta la fecha ha realizado dos pruebas nucleares subterráneas, en 2006 y en 2009, a lo que el Consejo de Seguridad de la ONU respondió con sanciones.

    El país comunista reconoció además la existencia de un proyecto de uranio que no sólo permite fabricar combustible para reactores nucleares, sino que también facilita la producción de ojivas nucleares.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik