En directo
    Industria Militar
    URL corto
    412412
    Síguenos en

    En el pasado, los éxitos militares de Estados Unidos se debieron a una industria militar desarrollada la que, actualmente, se está “marchitando” ante los ojos de todos, señaló la publicación estadounidense National Interest (NI).

    Según Peter Navarro, un profesor de la Universidad de California en Irvine, poco queda del otrora exitoso complejo militar-industrial norteamericano.

    Al comienzo de la Segunda Guerra Mundial, EEUU tenía una economía muy fuerte. El volumen de las economías de la Alemania nazi y del Japón imperialista en conjunto representaban solo la mitad de la producción económica estadounidense.

    El éxito militar del país estaba relacionado con su éxito económico. Los soldados americanos tenían a su disposición fábricas nacionales que podían producir tanques, aviones y barcos a una velocidad mucho mayor de la que el enemigo podía destruirlos.

    Actualmente, la mayoría de estas fábricas estratégicas fueron cerradas y la producción militar se lleva a cabo en ciudades como Chengdu, Chongqing y Shenzhen. Este giro de los acontecimientos ha creado un enorme problema estratégico para Washington. En el caso de acciones militares a gran escala, Estados Unidos ya no tendrá ventajas en la fabricación del material bélico.

    "De hecho, mientras que en China 60 grandes astilleros están trabajando horas extras para producir más submarinos y piezas para los grupos de ataque de portaviones, muchos de sus homólogos estadounidenses están cubiertos por el polvo o han sido clausurados completamente", afirmó el experto.

    Actualmente, en Chengdu, son producidos en masa aviones de combate de quinta generación, basados en los  F-22 y F-35 estadounidenses, señaló Navarro. Mientras tanto, en EEUU, el programa del F-22 está cerrado y el del F-35 pasa por dificultades financieras y técnicas. El programa espacial de Estados Unidos no ha cambiado, mientras que China está creando su propio sistema de posicionamiento global, añadió el profesor.

    LEA TAMBIÉN: F-35, mínima eficacia al máximo precio

    Si los economistas y los expertos en seguridad nacional norteamericanos no se dedican en conjunto a la restauración del complejo militar del país, en las posibles guerras del futuro, las fuerzas armadas de EEUU no podrán resistir al enemigo, concluyó el experto.

    Además:

    Rusia toma la delantera sobre EEUU en la recolección de imágenes
    China revela detalles de su misterioso acorazado
    Nuevo blindado ruso hace furor en el extranjero
    Etiquetas:
    guerra, industria militar, The National Interest, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook