En directo
    Insólito
    URL corto
    0 276
    Síguenos en

    Dice la leyenda que tu propio gato te puede comer la cara o los testículos si mueres. Pero ¿qué tan cierta es esta teoría? Una experta en el comportamiento de gatos explicó si puedes o no convertirte en alimento para tu querida mascota.

    Un reciente estudio de la Universidad de Colorado Mesa reveló que los felinos salvajes comieron cadáveres en estado de semidescomposición, expuestos en el desierto para un experimento médico. Sin embargo, también hay casos en que los gatos domésticos mutilaron los cuerpos de sus propios dueños.

    El portal Vice se puso en contacto con la experta en comportamiento felino Mikel Delgado, de la Universidad de California en David, para que explicara si también estamos en riesgo de ser devorados.

    "Es muy probable que su gato lo coma si suponemos que su cuerpo está allí por un largo período de tiempo", declaró Delgado.

    La investigadora examinó decenas de publicaciones dedicadas a los casos de necrofagia en gatos, y en su mayoría, eran reportes policiales. Al mismo tiempo, señaló que no se trata de un "comportamiento frecuente, aunque es posible que suceda". 

    Delgado agregó que no quería promover los estereotipos negativos acerca de los felinos, debido a que "la gente ya piensa que los gatos son malvados y tienen un complot para asesinarnos". 

    De hecho, los gatos no solo son depredadores, sino también carroñeros. De esta manera, si no tienen presas para cazar, también pueden alimentarse de animales "matados por alguien más"; no obstante, los gatos lo hacen con mucha menos frecuencia que los "hurones y perros", que son en su mayoría carroñeros, admitió Delgado.

    "En realidad, hay más documentación sobre perros que han comido a sus dueños que sobre gatos", declaró la investigadora, quien agregó que "en uno de los casos, hubo un perro que tenía comida en el estómago, y aún así mutiló a su dueño difunto."

    Delgado también explicó que, "al final del día, si tienen hambre y si hay carne a su alrededor, van a ser oportunistas y se aprovecharán de lo que está disponible" para sobrevivir, y que los gatos domésticos no difieren mucho de sus amigos salvajes.

    Sin embargo, la experta está convencida de que en algunos casos, podría ser nada más que un intento del pobre animal de llamar la atención de su dueño. Además, estos escalofriantes incidentes solo suelen suceder como consecuencia de una combinación de circunstancias: una persona que vive aislada y puede morir repentinamente y una mascota que se mueve libremente por su casa.

    Etiquetas:
    muerte, comida, gatos
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook