En directo
    Insólito
    URL corto
    6500
    Síguenos en

    China acaba de terminar de construir su rascacielos horizontal. Una enorme estructura de 250 metros de altura erigida en la ciudad de Chongqing y que, además, descansa sobre otros cuatro rascacielos. La impresionante obra arquitectónica ha costado 4.800 millones de dólares.

    Recibe el nombre de The Crystal y mide 305 metros de largo. Se trata en realidad de un puente aéreo cubierto por una bóveda de cristal que conecta ahora las cuatro torres sobre las que reposa, lo que se podría llamar un sobrerrascacielos. Lo hace a los pies de la convergencia de los dos ríos que atraviesan la ciudad: el Yangtze y el Jialing.

    La mente detrás de su diseño tiene apellido israelí: Moshe Safdie, un arquitecto israelí-canadiense que ya fue responsable en su día del SkyPark de Singapur. Una enorme estructura, también horizontal, inaugurada en 2010.

    El complejo Raffles City de la ciudad china de Chongqing
    El complejo Raffles City de la ciudad china de Chongqing

    Pero el The Crystal es más ambicioso, ya que funcionará con independencia de las cuatro torres y albergará hoteles, piscinas, oficinas, apartamentos, centros de ocio, jardines… Un verdadero rascacielos horizontal que, junto a las otras cuatro torres, conforman la denominada Raffles City de Chongqing.

    Su construcción finalizó a finales de febrero, cuando se colocó el último de los 3.000 paneles de cristal y el último de los 5.000 paneles de aluminio de los que está formado.

    Te puede interesar: Piel de gallina: así es el puente de cristal más largo del mundo

    Pero queda mucho trabajo por delante. Llega el momento de construir su interior y darle forma. Si todo va según lo previsto, será inaugurado por todo lo alto durante la segunda mitad de 2019.

    Etiquetas:
    rascacielos, arquitectura, China
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook