08:58 GMT +321 Noviembre 2018
En directo
    Un avión de American Airlines

    'Si bebe, no vuele': el insólito viaje de un hombre ebrio en EEUU

    CC BY-SA 2.0 / Tomás del Coro / N826NN American Airlines 2010 Boeing 737-823 s/n 31089
    Increíble pero cierto
    URL corto
    0 10

    En Kansas City (EEUU), un trabajador aeroportuario ebrio se durmió una siesta en la bodega de equipaje de un avión dirigido a Chicago. Recién cuando despertó, se percató de que había volado los casi 800 kilómetros entre una ciudad y otra en el depósito de la aeronave, sin que nadie notara su ausencia.

    A veces, el equipaje se pierde entre un vuelo y otro, pero rara vez una persona se extravía y termina en otro sitio como si se tratara de una valija. Pero el trabajador del aeropuerto de Kansas City cerró los ojos en una ciudad y los abrió en otra, acompañado de otros bultos y maletas, según informaron medios locales.

    Afortunadamente, la bodega del Boeing 737 de American Airlines en la que viajó se encontraba calefaccionada y presurizada, por lo que no hubo que lamentar ninguna consecuencia trágica por congelamiento o falta de oxígeno.

    El empleado, de 23 años, fue enviado de regreso a su ciudad de origen en otro vuelo de la misma aerolínea. Al parecer, admitió a la Policía de Chicago que estaba ebrio, y no se le presentaron cargos ante la Justicia por este traspié. Mientras la empresa investiga lo que sucedió, el joven se encuentra suspendido.

    Según explica el diario USA Today, se han reportado casos similares, y no es raro que los empleados dedicados al cargamento del equipaje intenten dormir siestas, debido al desgaste físico y a los largos turnos de trabajo.

    Más información: La asombrosa ilusión por la que un avión puede 'viajar en el tiempo'

    A pesar de que el caso llame la atención, el periódico subraya que suena más grave de lo que realmente es, pues en general las aerolíneas presurizan y calefaccionan sus bodegas.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    avión, ebriedad, aeropuerto, American Airlines, EEUU