En directo
    El mar Arábigo

    Una zona muerta 'está devorando' el golfo de Omán

    CC0 / Pixabay
    Increíble pero cierto
    URL corto
    224

    Investigadores de la Universidad de Anglia del Este lograron descubrir una brusca reducción del oxígeno en las aguas del golfo de Omán, situado en el noroeste del mar Arábigo.

    "Las zonas muertas son áreas desprovistas de oxígeno. Aparecen de forma natural en profundidades de entre 200 y 800 metros. Son un desastre que espera su hora. El cambio climático los empuja a crecer más dado que las aguas calientes contienen menos oxígeno. Los fertilizantes y las aguas residuales que penetran en los mares desde la costa son otra causa que contribuye a su aumento", recalcó uno de los autores del estudio, Bastien Queste, citado por el portal EurekAlert.

    Durante su investigación, los científicos británicos utilizaron dos robots submarinos Seaglider que pudieron descender a una profundidad de unos 1.000 metros. Con ayuda de satélites, estos aparatos trazaron un mapa con los niveles de oxígeno y descubrieron la zona muerta, que casi no contiene oxígeno y se extiende por el fondo del mar de Arabia. 

    Ahora, la extensión de esta área puede equipararse con el territorio de Escocia, pero sus dimensiones siguen creciendo. 

    De acuerdo con Queste, actualmente el mar Arábigo es el lugar en el que se encuentra la zona muerta más extensa del mundo. Hasta la fecha, nadie sabía a ciencia exacta cuán precaria era la situación debido a que la piratería y los conflictos en la región hacían muy peligrosa la recolección de datos en este rincón del mundo. 

    Las predicciones de modelos analizados en computadoras apuntan a que el nivel de oxígeno en los océanos va en retroceso y probablemente la cantidad de zonas muertas aumente durante este siglo, recalca el estudio. 

    También: Tercera Guerra Mundial y catástrofes naturales: las profecías de Nostradamus para el 2018

    Además:

    ¿Otra vez el apocalipsis? Varias teorías ponen fecha al fin del mundo
    Apocalipsis cósmico: el bosón de Higgs podría acabar con el Universo
    'Esta vez seguro que sí': el apocalipsis de Nibiru no da tregua
    Etiquetas:
    reducción, oxígeno, cambio climático, mar Arábigo
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik