22:55 GMT +319 Noviembre 2017
En directo
    Invasión de arañas en un bosque israelí

    La peor pesadilla de un aracnofóbico: millones de arañas invaden un bosque israelí (fotos)

    © REUTERS/ Ronen Zvulun
    Increíble pero cierto
    URL corto
    191542

    Un bosque a las afueras de Jerusalén se convirtió en escenario de un fenómeno natural insólito y espeluznante. Millones de arañas lo cubrieron todo con sus gigantescas telarañas.

    "Es un caso extraordinario", declaró a los medios Ígor Armicach, de la Universidad Hebrea de Jerusalén. El especialista agregó que se trata de un fenómeno muy raro para la región.

    Invasión de arañas en un bosque israelí
    © REUTERS/ Ronen Zvulun
    Invasión de arañas en un bosque israelí

    Pero, ¿cómo se explica esta escalofriante invasión de arañas? Al parecer, las aguas residuales que se vierten en el pequeño río Soreq, ubicado cerca del bosque, contienen una enorme cantidad de nutrientes que sirven de alimento para los mosquitos.

    Invasión de arañas en un bosque israelí
    © REUTERS/ Ronen Zvulun
    Invasión de arañas en un bosque israelí

    Por su parte, las llamadas arañas tetragnátidas hacen telarañas para captar la mayor cantidad posible de estos insectos.

    Invasión de arañas en un bosque israelí
    © REUTERS/ Ronen Zvulun
    Invasión de arañas en un bosque israelí

    No obstante, esta situación no va a durar mucho tiempo. La pronta caída de las temperaturas va a producir un descenso de la población de mosquitos y, por consiguiente, de las arañas. Así que, con la llegada del frío, tendrán que buscarse un nuevo lugar para vivir… y para comer.

    Además:

    La fobia a las arañas y serpientes es producto de la evolución humana
    ¿Te atreves? Esta mujer juega con una aterradora araña
    La graciosa reacción de un gatito persa ante una araña robótica
    Sentido arácnido: una presentadora pone cara de póquer mientras una araña la 'acosa'
    Etiquetas:
    araña, Israel
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik