15:55 GMT24 Septiembre 2020
En directo
    Europa
    URL corto
    1317144
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — La Unión Europea considera que las elecciones presidenciales celebradas en Bielorrusia el pasado 9 de agosto fueron fraudulentas y por ello no reconoce a Alexandr Lukashenko, como presidente legítimo del país, declaró el jefe de la diplomacia europea, Josep Borrell.

    "Consideramos fraudulentas las elecciones del 9 de agosto, así que Lukashenko no es presidente legítimo (...) de Bielorrusia", dijo en una sesión plenaria del Parlamento Europeo. 

    Borrell señaló que la Unión Europea revisa sus relaciones con Bielorrusia y en particular estudia "sectores en que se debe congelar los contactos".

    "Estamos adoptando sanciones. Muchos de aquellos que tomaron parte en las represiones serán sometidos a esas sanciones. Estudiamos esta cuestión en el Consejo y queremos adoptar las sanciones lo más pronto posible, antes de la reunión del Consejo Europeo", prevista para los 24 y 25 de septiembre, agregó.

    El alto representante de la UE no descartó que "si la situación se agrava aún más, se podrán tomar sanciones adicionales".

    Borrell reiteró el llamado de la UE a "encontrar una salida de la situación y cesar las represiones, iniciar un diálogo nacional inclusivo".

    "Estamos dispuestos a apoyar cualquier iniciativa creíble en este ámbito, pero subrayamos que desde nuestro punto de vista, celebrar unas nuevas elecciones supervisadas por la OSCE (Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa) sería la mejor solución", apuntó.

    Bielorrusia, dispuesta a dialogar con la UE

    Por su parte, el ministro de Exteriores bielorruso, Vladímir Makéi, declaró a Sputnik que Bielorrusia está dispuesta al diálogo con la Unión Europea.

    "Reitero que Bielorrusia siempre está dispuesta a un diálogo abierto y de respeto mutuo con todos los socios internacionales interesados, incluida la UE", dijo Makéi.

    El canciller confía en que "en la UE piensen lo mismo" y confesó que no le gustaría "decepcionarse definitivamente".

    Makéi reconoció que "las elecciones no fueron ideales de acuerdo a algunos altos estándares" pero se opuso a Borrell al subrayar que "el pueblo con su mayoría determinó al vencedor".

    Asimismo cuestionó: "¿A qué llegaría el mundo si cada actor externo empezara a impugnar los resultados de los procesos electorales en otros países?".

    Según el canciller bielorruso, Minsk percibe la democracia como aceptar la opinión de la mayoría y no usar todos los métodos y tecnologías disponibles para "hacer ajustes para sí mismo".

    También puso en duda la postura de la UE sobre que la mejor solución para Bielorrusia sería repetir los comicios.

    Hablando de las inminentes sanciones europeas, comentó así: "Estábamos seguros de que la influencia de la UE no se basa en las sanciones".

    Respecto a una visita del presidente en ejercicio de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE), Edi Rama, a Bielorrusia y la mediación de esa organización, el diplomático dijo que por el momento no ve "valor agregado" y afirmó que "los bielorrusos mismos solucionarán el problema".

    "Al mismo tiempo, claro que no excluimos una visita de un representante de la OSCE cuando sea realmente útil", subrayó Makéi. 

    La oposición en Bielorrusia no piensa unirse con la UE contra Rusia

    La oposición en Bielorrusia no piensa unirse con la Unión Europea contra Rusia, declaró Pavel Latushko, miembro de la presidencia del Consejo Coordinador de la oposición bielorrusa.

    "Vuelvo a decir que no vamos a unirnos con la Unión Europea para actuar contra Rusia y viceversa", comentó Latushko durante una conferencia con periodistas en Zoom.

    El político señaló que para la oposición bielorrusa es importante saber cómo evalúa Rusia "los actos de violencia y la burda infracción de la ley" en Bielorrusia, y dijo que por ahora la "sociedad bielorrusa acumula un gran potencial de confianza en el establishment político ruso".

    "Pero ese potencial va disminuyendo", advirtió el opositor.

    Alexandr Lukashenko, presidente de Bielorrusia
    © Sputnik / Servicio de prensa del presidente de Bielorrusia
    Bielorrusia es escenario de protestas desde el 9 de agosto por los resultados de las elecciones presidenciales que revalidaron un nuevo período del actual mandatario, Alexandr Lukashenko.

    Según el escrutinio oficial, Alexandr Lukashenko recibió el 80,1% de los votos, su rival principal, la opositora Svetlana Tijanóvskaya obtuvo el 10,1% de los apoyos y los otros tres candidatos reunieron juntos un poco más del 4%.

    La oposición bielorrusa denunció numerosas irregularidades electorales y por ello exige una repetición de los comicios, opción que Lukashenko ha descartado en términos contundentes.

    El mandatario bielorruso afirmó que la situación en Bielorrusia se debe a una "injerencia externa", y acusó a Polonia, Chequia, Lituania y Ucrania de estar detrás de las protestas.

    Etiquetas:
    reconocimiento, Alexandr Lukashenko, UE, Bielorrusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook