En directo
    Europa
    URL corto
    Por
    311910
    Síguenos en

    A finales de 2019 Rusia reanudó la importación de residuos nucleares desde Alemania. Se prevé que su volumen sea de unas 12.000 toneladas entre 2019 y 2022. Este hecho no estuvo falto de protestas en ambos países.

    El anterior contrato entre la compañía alemana Urenco Deutschland y la rusa Rosatom fue anulado en 2009 a causa de las crecientes protestas medioambientales. Sin embargo, a pesar de la oposición de los activistas Alemania necesita exportar sus residuos nucleares. El analista del portal ruso Voennoe Obozrenie Gennadi Granovski intentó dar con la explicación de lo ocurrido. 

    ¿Por qué Alemania tiene problemas con residuos nucleares?

    Uno de los problemas que está experimentando la industria nuclear alemana es el mal estado de los cementerios de residuos nucleares de Morsleben y Asse-2, razón por la cual ha sido necesario recurrir al repositorio temporal de Gorleben. Sin embargo, esta medida está resultando ser demasiado costosa y encima temporal, indica Granovski.   

    Al mismo tiempo, en el contexto de la decisión del Gobierno alemán de cerrar todas las centrales nucleares del país para el 2022, la cantidad de residuos de este tipo no hará más que crecer. Precisamente por esta razón, afirma el experto, Alemania firmó el contrato con Rosatom. De hecho, antes de que se hiciera público el acuerdo, ya se enviaron unas 3.600 toneladas de residuos nucleares a Rusia.

    ¿Qué peligro representan los residuos nucleares?

    El ejecutivo de Rosatom Ígor Kónishev desestimó has afirmaciones de los ambientalistas sobre el peligro que entraña el transporte de residuos nucleares por tren. Así, en una entrevista para el medio ruso Gazeta.ru el representante de la compañía rusa explicó que el hexafluoruro de uranio es considerado uno de los cargamentos más seguros.

    "Pertenece a la clase 7 en una escala de 9. Como ejemplo, la quinta clase, que es más peligrosa, incluye ácidos, alcalina, la gasolina y el carbón", destacó Kónishev.

    Las declaraciones del ejecutivo de Rosatom fueron corroboradas por el editor jefe del portal sobre energía nuclear Atominfo.ru, Aleksandr Uvárov. Destacó que el transporte de uranio empobrecido al territorio ruso no representa ningún peligro para la población.

    Lo mismo se aplica al almacenamiento del uranio en Rusia: tras el reciclaje parte de este material es enviada de vuelta, mientras que los restos se almacenan porque suponen un recurso estratégico para la energía nuclear del futuro. Estos residuos podrían convertirse en la materia prima del combustible nuclear con los años.

    ¿Por qué Rusia se dedica a reciclar residuos nucleares?

    El columnista destaca que el país euroasiático se dedica al reciclaje de los residuos nucleares porque a día de hoy Rosatom posee la tecnología punta en este ámbito y está por delante de sus competidores europeos. Así, al poder lograr un nivel de enriquecimiento de uranio mucho más alto, lo que para los países occidentales son los residuos, para Rosatom son materia prima.

    Para ilustrar esta diferencia, los científicos nucleares Albert Vasíliev y Anatoli Nazarov pusieron como ejemplo los países líderes en energía nuclear: Rusia y Francia. En este último "el uranio es enriquecido al reducir el contenido de 235U de 0,71% a un 0,24%. Una mayor reducción es simplemente económicamente inviable.

    Es entonces cuando el producto empobrecido es enviado a Rusia, donde la concentración de 235U es reducida a más de la mitad, e incluso es económicamente beneficioso. De tal modo, "las generaciones futuras podrán utilizar el producto residual en los reactores del futuro", concluyeron los científicos.

    ¿Porque es económicamente beneficioso reciclar los residuos nucleares? De cada tonelada de combustible nuclear se puede extraer hasta 1,3 kilos de paladio. El coste de esta extracción es de unos 720 dólares por kilo. Mientras tanto, el paladio natural tiene un coste de unos 11.000 dólares. Y este no es el único elemento que se puede obtener de los residuos nucleares.

    Otra razón para cuidar de esta materia prima es que en el pasado solo era posible extraer una determinada concentración y cantidad de elementos y se limitaba por la factibilidad económica del proceso, indican los científicos. Todo lo demás simplemente se amontonaba. Ahora, con el surgimiento de nuevas tecnologías, estos materiales desechados vuelven a ser rentables para la extracción de ciertos minerales.

    ¿Cómo entierran los residuos nucleares?

    A pesar de los avances tecnológicos que permiten aumentar la eficacia del reciclaje de los residuos radioactivos, el problema de los elementos transuránicos persiste. Dichos elementos constituyen aproximadamente el 5% del total de los residuos y entre ellos se encuentran algunos subelementos que pueden durar millones de años.

    Afortunadamente, hay mecanismos fiables para su almacenamiento. Pero el problema es que se está acabando el espacio en los almacenes existentes. Para ello Rosatom está construyendo un sepulcro a 500 metros de profundidad en la región rusa de Krasnoyarsk, cuya inauguración está prevista para la primera mitad de la década actual.

    Con ello, el columnista destaca que no solo los ambientalistas están interesados en la seguridad de las futuras generaciones. De hecho, una de las principales exigencias del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) es que el manejo de los residuos nucleares se lleve a cabo de tal manera que no se convierta en un gravamen para las futuras generaciones.

    "Si Rosatom no se atañera a esta norma, se generaría un escándalo a nivel mundial", concluyó el autor.
    Etiquetas:
    protestas, importación, residuos radioactivos, residuos nucleares
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook