04:42 GMT +317 Octubre 2018
En directo
    Aguas del mar Báltico

    Los motivos de Polonia para construir el polémico canal en el Báltico

    © Sputnik / Fernando Salgueiro
    Europa
    URL corto
    161

    Las autoridades polacas están considerando la construcción de un canal marítimo a través del llamado cordón del Vístula, que separa varios puertos polacos del mar Báltico. No obstante, algunos expertos rusos consideran que los motivos para su construcción son puramente políticos y no económicos.

    Aunque la laguna y el cordón del Vístula están divididos entre Polonia y Rusia, los buques que utilizan el puerto de Elblag, localizado en Polonia, tienen que pasar a través del estrecho situado en el puerto ruso de Baltisk (región rusa de Kaliningrado) —único canal que atraviesa el cordón del Vístula— para llegar al mar Báltico.

    Este argumento es el ofrecido por las autoridades polacas a la hora de discutir la posible construcción de un canal propio en su parte del cordón en los últimos dos años.

    Otra supuesta causa por la que Varsovia quiere construir el canal es para garantizar su propia seguridad. Sin embargo, en Elblag se sitúa la sede del Cuerpo Multinacional del Noreste de la OTAN y cuatro divisiones del Ejército polaco se encuentran desplegadas en la ciudad.

    "Para la construcción del canal sí se puede encontrar argumentos de carácter militar. No obstante, estos argumentos tienen relevancia solo en el contexto de las fantasías polacas sobre la 'próxima invasión rusa'", comentó el politólogo del Instituto de Investigaciones Estratégicas de Rusia, Oleg Nemenski, a la cadena rusa RT.

    Más: Purgas en el Ministerio de Exteriores polaco: "La rusofobia raya en la esquizofrenia clínica"

    Al tomar en cuenta los planes de Varsovia de consolidar su infraestructura militar en el este del país, el experto admite la posibilidad de que las autoridades polacas pueden tener en la mira medidas semejantes en esta zona.

    "No obstante, estos planes no tienen un carácter estratégico-militar, sino político. Por un lado es imposible imaginar que Rusia trate de invadir Polonia, por otro, en caso de una agresión de la OTAN contra Rusia, este canal no será importante", reflexionó Nemenski.

    A su vez, el catedrático de la Universidad Estatal Immanuel Kant de Rusia, ubicada en Kaliningrado, Yuri Zverev, recordó en su conversación con la cadena que las tropas polacas y estadounidenses desde hace mucho tiempo utilizan los puertos situados en las ciudades de Gdansk y Gdinia —puertos importantes que no tienen nada que ver con el cordón— para desplazarse a través de Polonia.

    El experto considera que "es ridículo hablar" de la posibilidad de que buques militares entren en la laguna del Vístula.

    "Tiene poca profundidad, el espacio es insuficiente incluso para las lanchas de misiles. Es más fácil navegar en el mar Báltico", afirmó.

    También: Una base de EEUU en Polonia "cambiaría el escenario geopolítico en Europa"

    El aspecto económico

    Las autoridades polacas afirman que la implementación del proyecto tiene también objetivos económicos. Para los expertos rusos, esto tampoco tiene mucho sentido.

    Según el Gobierno polaco, el canal de 1,3 kilómetros de largo, 80 metros de ancho y 5 metros de profundidad le costará unos 216 millones de dólares. Esta cifra es enorme en comparación con los 5 millones de dólares anuales que Varsovia paga a Moscú por el tránsito de sus buques a través del estrecho cerca de Baltisk. Tomando en cuenta estos factores, el proyectó tardaría más de cuatro décadas para generar algún beneficio.

    Además, la iniciativa tiene repercusiones ecológicas y turísticas y hasta el voivodato —la provincia— de Pomerania se expresó en contra del proyecto en 2018. Por eso, se les tachó de 'agentes del Kremlin'.

    "No existen motivos económicos para la construcción del canal. En cualquier caso, es más beneficioso cooperar con Rusia que comenzar una gran construcción, más aún una que se considera peligrosa desde el punto de vista ecológico", enfatizó Nemenski.

    De hecho, la UE ya rechazó financiar la construcción del canal. El catedrático de la Universidad Estatal Immanuel Kant de Rusia, Iván Gumeniuk, mencionó recientemente en una entrevista con Sputnik que hoy en día la suerte de este proyecto está exclusivamente en manos de Polonia.

    "Si Polonia está lista para construirlo, lo tendrá que hacer utilizando sus propios recursos financieros", aseguró.

    Asimismo, recalcó que su construcción será muy cara en comparación con los gastos actuales por tránsito.

    Además: Polonia va a insistir en prolongar las sanciones contra Rusia

    Los motivos reales

    Zverev y Nemenski consideran que "sin duda este proyecto es puramente político", dado el fuerte deseo de los polacos de evitar las vías que atraviesan las aguas territoriales de Rusia.

    "La necesidad de negociar con Rusia la entrada y la salida de sus buques de la laguna [del Vístula] es un tema psicológicamente muy incómodo para los polacos. Cualquier contacto con Rusia se percibe como una forma de 'dependencia' y cualquier dependencia se considera peligrosa en Polonia", enfatizó Nemenski.

    Según el politólogo, la actual administración polaca está actuando de una manera parecida a la de las autoridades ucranianas: está tratando de construir su reputación política en la sociedad "basándose en el complejo de inferioridad de Polonia frente a Rusia".

    Nemenski considera que proyectos parecidos ayudan a atraer la atención de los votantes y están dirigidos a formar una imagen patriótica de las autoridades actuales en vísperas de las elecciones municipales —que se celebrarán en octubre— y generales —que tendrán lugar en 2019—.

    Así, aunque la construcción del canal no traerá grandes beneficios para Polonia desde el punto de vista militar o económico, es muy probable que el proyecto sea realizado.

    "La idea ya ha sido presentada a la sociedad. El rechazo a ella significaría para los votantes el rechazo del partido Ley y Justicia de 'defender los intereses nacionales de Polonia' y una victoria para Rusia", concluyó Nemenski.

    Más: Polonia crea tropas especiales para luchar contra 'la amenaza rusa'

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    canal, mar Báltico, Polonia